Esclarecen homicidios en Cuautepec

-Móvil de muertes fue por una deuda; mantuvieron cautiva a menor a siete casas de donde vivía. Exponen Straffon Ortiz y Ahedo Mayorga líneas de investigación

Foto: Aldo Falcón

TRAS INVESTIGACIÓN

Everest Villagrán

Teodoro Granillo Hernández, alias “El Teo o El Tigre”, y Octavio García Rosales, son los homicidas confesos de las muertes de Erika Iveth López López (encontrada el 7 octubre) y Vanesa Hernández (16 de octubre), ocurridas en Cuautepec.

Así lo dieron a conocer el procurador de Hidalgo, Alejandro Straffon Ortiz; el secretario de Seguridad Pública (SSPH), Alfredo Ahedo Mayorga; y Cuauhtémoc Granados Díaz, director de Averiguaciones Previas.

Durante conferencia de prensa realizada en Pachuca, notificaron que las detenciones son el resultado del trabajo de la SSPH y Coordinación de Investigación.

Durante las investigaciones fueron detenidos Octavio García Rosales y Teodoro Granillo Hernández, sobre quien refirieron estuvo preso en Estados Unidos -por pensión alimenticia y portación de drogas, así como de armas-, al cumplir su condena fue deportado a México.

Al llegar a Cuautepec, el padre de la menor -hoy occisa- de nombre Guillermo, intentó cobrar una deuda por 100 mil pesos a “El Teo”, por lo que éste invitó a García Rosales a privar de la libertad a la joven, pero un error generó que la confundieran con Erika Iveth López López, de 34 años de edad, a quien posteriormente le quitaron la vida.

“Ellos argumentan en su declaración que fue equivocación, y a la semana privan de la libertad y matan a la menor Vanesa Hernández”.

Detallaron que dos líneas de investigación que parecían paralelas, coincidieron. Una de ellas que comienza con el robo con violencia de un vehículo marca Honda, en la colonia Jardines del Sur, de Tulancingo, por lo que comenzó  la averiguación 18/HG/759/2013, a ésta se suma la 18/2545/2013, por el delito de homicidio, siendo identificada la mujer como Erika Iveth López López, encontrada a la orilla de la carretera a la salida de la comunidad San Lorenzo.

Relataron que hacia el 16 de octubre localizaron el cuerpo de Vanesa Hernández Sandoval, de la cual no existió denuncia por la entonces privación ilegal de la libertad; por el homicidio, el agente del Ministerio Público comenzó la indagación.

El procurador reconoció la labor de la SSPH, por el trabajo en el esclarecimiento de la situación que enfrentó el municipio de Cuautepec, y consideró que lastimó a la sociedad del estado.

Straffon Ortiz refirió que en la privación ilegal de la libertad de la menor no intervinieron ya que la denuncia la realizaron sus familiares ante la Policía Federal (PF).

“Nosotros iniciamos la investigación, hasta que avisaron del hallazgo del cuerpo abandonado en la colonia Juárez, supimos de una negociación previa al homicidio, a la cual dio seguimiento la instancia federal”.

Llamó a la población a no dejarse llevar por comentarios que refieren más homicidios, “que no hagan caso de especulaciones ni rumores, no hay mas fallecidos”.

Ahedo Mayorga reiteró que el móvil de las dos muertes fue el cobro de una deuda, “donde tuvieron privada de la libertad a la menor, fue a siete casas, de donde habitaba”.

Las autoridades descartaron clasificarlos en feminicidios ya que el homicidio no se dio por cuestiones de género; reiteraron que continuarán los operativos al interior del municipio de Cuautepec.