Sin duda

Juan José Herrera

Juan José Herrera En este mismo medio de comunicación, hace algunos días, se dio a conocer el “madruguete” que pretendía el profesor de Jacala a los suyos, José Guadarrama, con la colocación de espectaculares donde se autodenominaba precandidato a senador.

También, en ese mismo instante, Crónica Hidalgo publicó que la referida propaganda del expriista contaba con los logotipos de los partidos que conforman el frente con el cual PAN y PRD buscan diversos escaños tanto a escala nacional como estatal.

Sin duda Guadarrama representa a una escuela antigua, donde la política era sinónimo de imposiciones y sinecuras y dominios territoriales, abusos de todo tipo y hasta muertes o desapariciones.

Hoy los tiempos son otros, unos donde al menos existe el intento por parte de instituciones electorales de obligar a los partidos y sus integrantes a conducirse bajo leyes inexpugnables que cristalicen una auténtica democracia, que por cierto durante muchos años no ha sido más que mera simulación no sólo dentro del “sol azteca”.

No es casualidad que el articulista Carlos Loret de Mola lo nombrara ayer en su columna “Historias de Reportero” titulada “La mafia del poder” como “El hombre acusado de robarse las elecciones estatales cuando era priísta, José Guadarrama”, pues así lo siguen viendo tanto fuera como al interior de su propio organismo político.

Bajo esa tesitura se adelanta lo que muchos perredistas esperan: que el profe permita ya la renovación generacional y saque las manos de todos los procesos; son los suyos; es decir, los propios “amarillos” quienes ahora acusan ante las instancias correspondientes actos anticipados de campaña por parte de dicho personaje al usar de manera arbitraria los emblemas partidistas para autopromocionarse, cuando se trataba de un proceso de la vida interna del PRD, así que existe el “riesgo” de que el aspirante a la senaduría por fin sea relegado y puesto en su lugar; no obstante, si alguien conoce de artimañas legales es, sin duda, don Pepe.

 

AGRADEZCO. El domingo pasado mi familia y un servidor sufrimos un accidente, consecuencia de la falta de cultura vial que prevalece, por desgracia, en Hidalgo. Una camioneta con llantas lisas y al parecer sin frenos fue causante de un percance donde estuvimos involucrados varios vehículos al impactarnos uno tras otro bajo la lluvia.

La atención y respuesta por parte del Número de Emergencias 911, en particular del oficial Jaciel González, cuya patrulla es la 01-307 y que fue la primera respondiente de Policía Estatal, fue más que oportuna. Así como del asegurador de la compañía Sura, Guillermo Vázquez, que por cierto es la empresa contratada por el gobierno estatal que ofrece este servicio a partir del más reciente cambio de placas. A ellos, y a todos los que nos brindaron ayuda inmediata, muchísimas gracias.

 

      Twitter: @juanjo_herrerap