Soberbio

Juan José Herrera

Señalado por un sector dentro del magisterio como un hombre que no supo llenar las expectativas del sindicato, además de verse como quien no sólo traicionó sino dio la estocada final a sus antecesores (Moisés Jiménez, Alejandro Soto y a la aún perseguida por la justicia Mirna García), el hoy aspirante a la diputación federal por Tepeapulco, Sinuhé Ramírez, tiene frente a sí diversos desafíos.

No sólo pesan hoy sobre Ramírez Oviedo inconformidades y conjeturas sobre el papel que desempeñó al frente de la Sección XV del SNTE, sino además deberá sumar rupturas y oposiciones en un distrito que estaba en aparente calma hasta hace muy poco.

La salida de Canek Vázquez del PRI, quien invirtió tiempo, dinero y esfuerzos en dicha demarcación, al pretender hacer valer acuerdos y promesas del sexenio pasado, resulta a la postre el mejor pretexto para adelantar un posible fracaso en el Panal, auspiciado no sólo por las siglas del Morena, sino también por el previsible efecto AMLO.

No hay que perder de vista la reaparición del exdirigente sindical Moisés Jiménez, sumado al partido de López Obrador en tareas no tan mínimas desde el tema de las redes sociales a escala nacional, donde también se incorporó a un pariente muy cercano de la maestra Elba Esther Gordillo.

Jiménez Sánchez resurge y aprovecha ese respiro para mandar mensajes claros y precisos a la zona de Tepeapulco y más allá, donde pretende cobrar pasadas facturas con nombres y apellidos.

Además la reacción de Canek Vázquez a la negativa de su antiguo partido de convertirlo en abanderado, quien soltó 20 años de militancia priista con previa autorización y quizá hasta con el propio consejo de sus padrinos políticos, evidencia que la institucionalidad, la fidelidad o los mentados ideales son tan sólo palabras que arrastra el viento… hasta Morena.

¿Podrá Sinuhé Ramírez revertir tendencias cuando aún no inician si quiera las campañas; le será suficiente el magisterio?

Es una pregunta que tal vez ya se hicieron en los pasillos de Nueva Alianza pero que debería hacer extensiva a su aliado: el soberbio PRI.

 

      Twitter: @juanjo_herrerap