Nueva etapa

Andrés Torres Aguirre

El PRI confirmó que Julio Valera será diputado en la próxima Legislatura local y dada su experiencia y trayectoria en el servicio público, seguramente serán considerado como aspirante a coordinar la misma.

En el listado de candidatos plurinominales el “tricolor” incluyó a María Luisa Pérez Perusquía, actual presidenta de la Junta de Gobierno del Congreso hidalguense, lo que es un claro reconocimiento a su labor y la confirma como una pieza importante en el ajedrez del gobierno estatal.

Estos dos movimientos del partido en el gobierno son una pista de la nueva conformación de fuerzas políticas en Hidalgo al concluir el proceso electoral, donde si bien los pronósticos no son optimistas para el contexto general, sí lo son para la administración del gobernador Omar Fayad.

Teniendo claro que hay una separación entre los Poderes Ejecutivo y Legislativo, si todo marcha como hasta ahora, el mandatario hidalguense tendrá un aliado más para iniciar una nueva etapa en su administración, un periodo de consolidación y crecimiento, de acuerdo con el proyecto, en el cual será determinante la experiencia de Julio Valera.

Hasta hoy el gobierno de Omar Fayad se sostiene sobre tres pilares fundamentales: Israel Félix Soto, secretario de Políticas Públicas; Simón Vargas, secretario de Gobierno y el propio Fayad Meneses, la inclusión de Valera Piedras en el escenario local dará mayor impulso a la maquinaria pública pero también fortalecerá una nueva corriente política.

No es casual la llegada de Valera Piedras al estado en este momento, el exfuncionario federal cumplió su labor en Prospera con saldo a favor pero también reafirmó su compromiso y lealtad a la invitación que le hizo el presidente y su amigo el exsecretario de Gobernación, Miguel Osorio.

Cuando arrancó la administración del gobernador Omar Fayad se especulaba que Valera Piedras vendría a su gabinete, pero esto no sucedió porque decidió cumplir hasta el final su responsabilidad en aquél proyecto.

Hoy, con los movimientos en el organigrama estatal que generaron varias candidaturas, Julio Valera y su exjefa, Paula Hernández, regresarán a Hidalgo, cada uno en distinta posición, pero con enorme responsabilidad.

Ya hubo una primera muestra de lo que significará Julio Valera en la palestra política local, ayer, durante el evento en el que fueron presentados los candidatos “tricolores”, Valera Piedras fue uno de los principales oradores, ahí dijo que Hidalgo es el bastión del orgullo priista, sus banderas son los logros generados para las familias, para los hospitales, las escuelas y la gente que más lo necesita. Logros que fueron alcanzados bajo la directriz del gobernador Omar Fayad Meneses.

Sea cual sea el resultado de las elecciones de julio, el gobierno de Omar Fayad seguirá avanzando, concluirá la primera etapa de una administración que ya es histórica, no sólo por su logros sino por sus características de transparencia y rendición de cuentas; la nueva fase del proyecto requerirá ajustes, impulsos, así como tratamientos especializados, ahí es donde tiene sentido la llegada de Julio Valera y, seguramente, la de otros activos políticos.

 

  Twitter: @bamtorre

@vocales_radio