Producción y comercialización; años de trabajo y asesoría  

Estas mujeres, quienes se han convertido en un ejemplo a seguir, detallaron a La Crónica de Hoy en Hidalgo que luego de cinco años de trabajo, hoy ya producen un promedio de 200 diferentes tipos cactáceas, esto luego del asesoramiento que han recibido por varios grupos.
“Nosotros producimos algunas cactáceas endémicas para que se reforeste un poco, pero también trabajamos con algunas otras de diferentes puntos del país. Tratamos de producir las más vistoso, ya que la producción que tenemos es para flores de ornato”.  
Explicaron las integrantes del proyecto que todo cactus lleva un proceso, motivo por el cual los tienen separados en naves: la Madre, la de Producción o crecimiento y la de Venta. 
Detallaron que no sólo están por el tema económico, sino también para evitar la extinción de algunas especies, como la Biznaga Burra (Echinocactus platyacanthus), la cual cada vez es menos frecuente, asimismo tratar de concientizar a la gente sobre la importancia de conservar estas especies.  
Precisaron que hoy su primer punto de venta se encuentra en la comunidad, donde se ubican sus invernaderos, pero también tienen un punto de venta en Pachuca, en Hidarte, en Huichapan, en exposiciones, en internet, además de comisionistas en Actopan, Tula y la Ciudad de México.  (Hugo Cardón)