MIRIAM RAMÍREZ

Literal resulta en Tasquillo que ni los espacios de culto religioso respetan ya los delincuentes y ello representa un tema que la alcaldesa aún no puede resolver, por más que insista en los discursos; además prevalece lo relacionado con la recolección y destino de desechos sólidos en su demarcación, aunado al caso pendiente con los vecinos de Ixmiquilpan.