Captura PGJEH a P.P.M, confirma el titular Arroyo

-Fue detenido principal acusado de peculado en el periodo 2011-2016

-Ofreció el procurador conferencia para informar sobre este proceso

SIN IMPUNIDAD

Redacción

En cumplimiento a una orden de aprehensión por el delito de peculado, agentes de la Policía Investigadora de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) detuvieron a un exfuncionario identificado con las iniciales P.P.M.En cumplimiento a una orden de aprehensión por el delito de peculado, agentes de la Policía Investigadora de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH) detuvieron a un exfuncionario identificado con las iniciales P.P.M.

Con trabajo de inteligencia, ubicaron en el estado de Morelos a dicha persona que tuviera responsabilidades administrativas y financieras en la Secretaría de Educación Pública de Hidalgo (SEPH), durante el periodo 2011-2016.

El detenido fue trasladado a Pachuca para ser presentado ante el juez de Control, quien conduce la respectiva audiencia.

La justicia federal negó al presentado su amparo y protección, motivo por el que pudo cumplirse la orden de aprehensión que se encontraba pendiente de ejecutar, detalló en rueda de prensa conjunta con el secretario de Gobierno, Simón Vargas, el titular de la PGJEH, Raúl Arroyo González.

“La procuraduría reitera su compromiso con la política de cero tolerancia a la impunidad y a la corrupción, instruida por el gobernador Omar Fayad desde el primer día de la presente administración”, apuntó el funcionario.

Indicó que el gobierno estatal tiene como ejes fundamentales el combate frontal a la corrupción, apego irrestricto al estado de derecho sin distinción ni preferencias y rendición transparente de cuentas, aspectos que coadyuvan al desarrollo de una sociedad moderna, honesta y participativa.

“El Ejecutivo hidalguense hace un reconocimiento a las instituciones de seguridad y procuración de justicia que en el desempeño de sus funciones lograron la detención de un exfuncionario público, imputado por el delito de peculado en agravio de la administración pública estatal”.

Con estas acciones se refrendó además el compromiso con la sociedad para la instrumentación de políticas públicas de cero tolerancia a la corrupción, fortaleciendo la confianza en las instituciones.

Expuso el procurador Raúl Arroyo que por el carácter y delicadeza del proceso legal en curso no podía ofrecer, por el momento, mayores detalles.