Instrucción a milicia es proteger al pueblo

ENFATIZA EL SÚPERDELEGADO

Luego de suscitarse la muerte de un civil, presuntamente a manos de personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), en la comunidad de Santa Ana Ahuehuepan, en Tula, y que el hecho estuviera a punto de derivar en el linchamiento de soldados, el delegado federal en Hidalgo, Abraham Mendoza Zenteno, indicó que la instrucción a la milicia es no maltratar a la gente.

“La orden del presidente Andrés Manuel López Obrador es de no atacar a la población”, insistió en entrevista.

Sin embargo, el enlace federal confirmó la muerte del civil en un hecho donde estuvieron implicadas fuerzas castrenses, por lo que aseveró que se llegará hasta el fondo de las investigaciones, a efecto de esclarecer y deslindar responsabilidades.

Agregó que aunque lo deseable es evitar, en la medida de lo posible, altercados entre fuerzas federales y población, de alguna manera se podía prever que en algún momento hubiese un desencuentro de esta naturaleza, puesto que el poblado de Santa Ana es un “foco rojo” (al tratarse de huachicoleo).

En otro orden de ideas garantizó a los pobladores de la zona que en el gobierno de López Obrador habrá oportunidades de trabajo y de estudio para que los jóvenes no se vean en la necesidad de incursionar en actividades delictivas y afirmó que frenar la actividad de los “chupaductos” es tarea de todos.

Por separado cabe resaltar que los militares golpeados por la población fueron trasladados para recibir atención médica al hospital de Pemex de la cabecera municipal, que fue cerrado al público. (Ángel Hernández)