Mantiene Profeco revisiones

-Acude de manera constante a las gasolineras con el objetivo de verificar la venta de litros completos

CUMPLIR LAS NORMAS

Jocelyn Andrade

Revisa la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), cada semana, a las estaciones de gasolina de los diversos municipios del estado; sin embargo, hasta el momento la dependencia federal no ha detectado irregularidades en ninguna, informó su delegada en la entidad, Italia Almeida Paredes.

Afirmó que la Profeco revisa que los litros sean de litro y que el precio que está publicado corresponda al recibo de compra que se entrega a los consumidores.

“Para la revisión de litros se tienen tres tipos de medición: jarra de un litro, de 10 y de 20, y hasta el momento las gasolineras revisadas en Pachuca, Mineral de la Reforma, Tulancingo y Tula han despachado de manera correcta”.

Sin embargo, primero se revisa que estén bien calibradas las bombas y si no están bien se hacen acreedoras a una sanción de entre 200 y 500 mil pesos.

En este sentido si una bomba no está bien calibrada, quiere decir que no da litros de a litro.

Para hacer la calibración de bombas de las gasolineras la Profeco tiene dos periodos, que son de enero a mayo y el segundo de julio a diciembre.

Explicó que para la revisión de gasolineras la lista la da la Secretaría de Energía (Sener) y con base en lo que se envía la Profeco en el estado hace las respectivas visitas de verificación.

Asimismo, comentó que aunque las gasolineras ya hayan sido revisadas siempre existe la desconfianza de los automovilistas de que no se venden litros de a litro.

Por ello hizo el llamado a la ciudadanía para que revisen en cada estación los hologramas colocados por la Profeco, con lo cual se aseguran de que estas gasolineras sí venden litros completos.

En caso de detectar alguna irregularidad es necesario levantar las denuncias correspondientes ante la procuraduría, pues de esta manera se pueden iniciar nuevos procesos de revisión y concretar las sanciones que sean necesarias a favor de los consumidores.