Desfasado el reglamento para operar parquímetros

-Advirtió regidor sobre posibles demandas ciudadanas por infracciones

-Indicó que no hay ordenamiento vigente para obligar a efectuar pago

TULA DE ALLENDE

Ángel Hernández

p9-parquimetroEn cualquier momento algún ciudadano podría revelarse y no pagar parquímetro por el derecho a estacionarse, dado que el reglamento para los tragamonedas es de 2005 y ya no es aplicable en Tula, reveló el regidor Josué Isaac González Hernández.
El asambleísta de la fracción del PRD insistió en que el reglamento está desfasado y que alguien puede negarse a observarlo cualquier día de estos; “no nos sorprenda que un ciudadano o grupo de ellos pueda negarse a pagar, ya que ninguna ley obliga”.
Explicó el munícipe que el principal absurdo del código regulador es que en él se estipula que el automovilista deberá retirar su unidad cuando la aguja del parquímetro rebase la línea roja, “siendo que desde hace muchos años ya no contamos con este tipo de dispositivos, al ser sustituidos por digitales”.
Criticó que cuando el ayuntamiento modernizó los reguladores de aparcaderos no se preocupó por actualizar el reglamento, lo que podría traerle serios problemas a la alcaldía, que pudiera estar expuesta a una demanda por parte de algún particular que sea sancionado indebidamente por no pagar su derecho a estacionarse en el centro.
Ante este escenario indicó que es apremiante modernizar el reglamento de parquímetros, antes de que pueda darse una situación adversa para la administración tulense, por lo cual la comisión de Policía y Tránsito trabajará de inmediato en el reajuste que corresponde.
En otros temas de su comisión reiteró que más del 50 por ciento del parque vehicular de la Secretaría de Seguridad Pública municipal (SSP), está inservible.