Vacían oficina ante una presunta manifestación

-Todo surgió por la supuesta aprehensión que ejecutarían contra un vecino que responde al nombre de “Margarito”, ciudadano que fue denunciado por el delito de feminicidio

IXMIQUILPAN

Hugo Cardón

La presunta manifestación de vecinos de El Rosario Capula ante el agente del Ministerio Público (MP) de Ixmiquilpan puso en alerta a las autoridades, rumor que propició que las oficinas fueran desalojadas antes de que llegara el grupo de inconformes.
De acuerdo con los primeros datos, ayer en la madrugada unos 15 elementos del Grupo de Aprehensión, de la ciudad de Pachuca, acudieron al poblado citado totalmente encapuchados para ejecutar una orden.
Se menciona que la aprehensión era contra un vecino de esta demarcación quien responde al nombre de “Margarito”, ciudadano que fue denunciado por el delito de feminicidio, acción que señalaron no fue cumplida porque había la amenaza de que fueran retenidos los oficiales.
Los pobladores, liderados por su delegado Pablo Cerro López, sostuvieron que los uniformados acudieron aproximadamente a las cinco de la mañana, hora en que algunos de sus vecinos estaban recolectando las cooperaciones para su feria anual, fue entonces que fueron interceptados y hostigados para que les indicaran el domicilio del denunciado.
Refirieron que durante estas acciones se les despojo de la colecta que realizaban además de ser objeto de agresiones menores, por este motivo ayer acudieron al MP de Ixmiquilpan para exigir una explicación sobre los hechos creyendo que las personas que acudieron eran del MP.
Debido a lo anterior y los diversos rumores fue que se presentó la amenaza de una manifestación masiva por parte de la comunidad: funcionarios del MP y Juzgado Penal fueron desalojados ante el temor que hubieran una reacción violenta.
Al MP solamente acudieron un aproximado de 30 vecinos de la comunidad, quienes exigían una reparación de daños, asimismo pidieron se anticipara e informara al delegado de este tipo de actividades ya que provocó mucha incertidumbre entre los lugareños.