Padece Pedro Porras por aumento de sueldo que ejecutó antecesor

– Habla alcalde de irregularidades en cuanto a pago para trabajadores del ayuntamiento; sindicalizar a empleados de confianza y jubilación de otros tantos con apenas tres años de servicio

TEZONTEPEC

Ángel Hernández

pag-09-sueldoAl finalizar la gestión del exedil, Asael Hernández Cerón, se cometieron graves irregularidades en cuanto a aumento de salarios a trabajadores del ayuntamiento; sindicalizar a empleados de confianza y jubilación de otros tantos con apenas tres años de servicio.

Lo anterior lo acusó el presidente Pedro Porras Pérez, quien añadió que las anomalías fueron detectadas durante la entrega-recepción y que a su consideración los cambios de regímenes de los funcionarios y la jubilación de otros se hizo dolosamente.

Además, pormenorizó que, a su llegada, para no vulnerar las finanzas municipales, una de las primeras acciones que efectúo el cabildo fue desconocer las modificaciones efectuadas al final del gobierno anterior, “porque van en detrimento de las finanzas de Tezontepec”.

Reiteró que se actuó de forma encajosa debido a que esperaron hasta el último mes de gobierno para aumentar salarios, cambiar a los empleados de confianza a régimen de base y jubilar a diez exfuncionarios con apenas tres y cuatro años de servicio respectivamente”.

“De los jubilados, unos entraron en 2012 y 2013 respectivamente, no cumplen con los requerimientos mínimos de ley de jubilación y de pensiones para ser objeto de este derecho, por lo que echamos abajo las disposiciones”.

El mandatario local advirtió que no se permitirá actuar contra de los intereses del ayuntamiento pero que no se va a vulnerar los derechos de los trabajadores en estas condiciones pero que sí se va a negociar con ellos para finiquitarlos, “con los que tengan voluntad”.

Dijo no se dará borrón y cuenta nueva, sino que se finiquitará a quienes así tengan voluntad, “de hecho así se ha estado haciendo”.

En materia financiera, el exalcaldeAsael Hernández Cerón, heredó al gobierno entrante una deuda de más de 32 millones de pesos, la mayor parte de la cual es con la Comisión Federal de Electricidad (CFE), y omisión de pagos de derechos y otras aportaciones a dependencias federales como la Secretaría de Hacienda (SHCP).

Entregó un parque vehicular disminuido, con las unidades apenas en funcionamiento, “por ejemplo únicamente tres patrullas de la dirección de seguridad pública”.