Urge reformar leyes contra la corrupción, manifiesta Fayad

-Para conformar un sistema estatal armonizado con ámbito de federación

-Sanciones hasta ahora son sólo de tipo administrativo, indicó el gobernador

MARCOS JURÍDICOS

 

Rosa Gabriela Porter

p4-gobiernoCombatir realmente la impunidad y corrupción requiere de reformas a la legislación para ponderar castigos contra aquellos servidores públicos que cometan actos ilegales, sostuvo el gobernador Omar Fayad.

Durante el quinto Encuentro Estatal de Participación Ciudadana en la Gestión Pública, donde el Consejo Consultivo Ciudadano (CCCEH) expuso actividades realizadas para apoyar el diseño de leyes, difusión de proyectos gubernamentales como Fiscalía Anticorrupción y otros temas, el mandatario reiteró que es prioritario modificar normativas locales, conforme al Sistema Nacional Anticorrupción, así como imponer sanciones más severas.

Mencionó que desde el gobierno estatal efectúan diferentes consultas entre la ciudadanía para estructurar el Plan Estatal de Desarrollo, así como el Sistema Estatal Anticorrupción.

Respecto a este proyecto para erradicar prácticas corruptas, indicó que todo radica en la legislación.

“Estoy analizándolo, porque debemos armonizar leyes locales al sistema nacional, hay académicos que mencionan que el problema es profundo y necesita dar pasos firmes, hacer reformas y ajustes a la ley, lo que más lastima a la gente es la impunidad, para ello debemos reformar las leyes”.

Reconoció que para aquellos servidores públicos que consumaron actos de corrupción las sanciones son apenas de tipo administrativo.

Fayad insistió en que para establecer un modelo de anticorrupción es necesario adoptar buenas prácticas nacionales e internacionales, además de tomar en cuenta opiniones de organismos ciudadanos.

Otra forma de incentivar a la transparencia es la digitalización de procesos y trámites.

“Hemos encontrado duplicidad de funciones o servidores públicos que cumplen horarios pero no tienen funciones determinadas, por eso estamos achicando al gobierno, adelgazándolo, es una medida que tiene alto costo político pero tendrá gran beneficio para Hidalgo”.

Lamentó que la competitividad de Hidalgo sea menor, en comparación con otras entidades, debido principalmente a las “nóminas obesas” en determinadas secretarías.

 

NADIE SIN AGUINALDO. Nuevamente el gobernador exhortó a los alcaldes a considerar previsiones para el pago de aguinaldos a sus trabajadores, ya que en determinados ayuntamientos subsanaron este problema; sin embargo, otras demarcaciones tendrían obstáculos.

“Les he dicho que hagan un esfuerzo, ahora tendrán que ir al banco y pedir prestado, para que la gente no se quede sin pago”.