Sí se nos murió el perro, confirma el alcalde Pérez

 

-Reconoció edil de Tulancingo negligencia en el cuidado de elemento

-Advirtió que no tolerará un caso más como este durante su gobierno

POBRES ANIMALES

 

Ángel Pacheco

p9-disculpaOfreció una disculpa pública el alcalde de Tulancingo, Fernando Pérez Rodríguez, tras reconocer que hubo negligencia en la muerte por desnutrición de un perro policía de la demarcación.

Cabe recordar que el asunto fue dado a conocer a través de redes sociales en días pasados, iniciando de este modo las investigaciones pertinentes, determinaron que un elemento desatendió su labor por que presentó su renuncia.

Antonio Mendoza García, policía segundo adscrito a la Dirección de Seguridad Pública de Tulancingo, presentó su renuncia y en él recaía la responsabilidad de alimentar a los perros, la cual descuidó.

Durante un mensaje dirigido a representantes de asociaciones protectoras de animales en la región, así como a la población en general, el edil afirmó que durante lo que resta de su administración tal situación no se repetirá.

“Quiero ofrecerles una sincera disculpa y comprometerme a que no habrá situación similar durante mi administración, no se volverá conocer una situación de irresponsabilidad de este tipo”, puntualizó.

Señaló que la atención que deben recibir debe ser de calidad, toda vez que prestan un servicio a la ciudadanía; “es un elemento más y como tal debe ser tratado además del respeto, y esta debe ser una política aplicable por todos”, aseveró.

Del mismo modo ejemplificó que la renuncia del elementos fue una suerte de aviso para que cualquier elemento en los alcances de sus funciones sean responsables de sus actividades, además de que estén comprometidos con su trabajo y el servicio a la ciudadanía”, destacó el munícipe de Tulancingo.

“Que sirva de escarmiento para el resto de elementos y funcionarios, no toleraré actos de irresponsabilidad y en este caso estamos en contra del mal trato animal”, concluyó el alcalde.