La tecnología, incompatible con la corrupción

David Tenorio

FOTO DAVID TENORIO COLUMNAEn 1954 se creó el “Archivo General del Estado”, por decreto del gobernador Quintín Rueda Villagrán. En la exposición de motivos que hace a la Cámara de Diputados, explica su relevancia: “El suscrito gobernador constitucional del estado, durante su gestión se ha dado cuenta que la mayor parte de sus expedientes ya concluidos, pertenecientes a los Poderes locales, no tienen un control decisivo para su guarda y catalogación”.

“Esta omisión es grave, tanto más si se tiene en cuenta que dichos expedientes constituyen la historia del Estado…”. (sic). En el 2007, siendo jefe del Ejecutivo Miguel Ángel Osorio Chong, decretó la “Ley de Archivos del Estado de Hidalgo”. En el considerando cinco expuso: “Que la administración documental es necesaria para la oportuna atención de los asuntos gubernamentales dentro de cada una de las dependencias públicas, ya que si no se cuenta con un sistema integral que organice y conserve los acervos documentales, estos podrían originar problemas que van desde el extravío de información hasta la sustracción de documentos históricos…”.

En la lucha contra la corrupción, se dice, no de forma errónea pero sí incompleta, que la transparencia es un buen instrumento contra la corrupción porque las cosas se publican. Pero la mayoría de documentos e informaciones no se revelan. Pero mínimamente todo se registra. Sobre todo los archivos electrónicos, estos siempre dejan rastro, todo queda almacenado. El archivo electrónico es prácticamente incompatible con la corrupción, porque almacena información en condiciones de ser fehaciente.

Ni cuando se ejecuta la acción de borrar el archivo del equipo se elimina, en realidad no se borra absolutamente nada.

La transparencia es una excelente medida contra la corrupción. Aunque una gran mayoría de la información no se publique queda registro de la misma.

El uso de la tecnología fortalece la lucha contra la corrupción, ya que el sistema no es tan discrecional como los archivos documentales. Son más auditables al dejar constancia del usuario, del tiempo, y de ser el caso del pago.

La eficiencia en un gobierno digital no despersonaliza el servicio, neutraliza claro, el contacto físico con un servidor público. Eliminando en gran medida las áreas proclives de corrupción. La voluntad que tiene el nuevo gobierno para ir junto con la sociedad construyendo una entidad sólida, fincada en valores que suma a nuestra gente en este esfuerzo integral del gobernador Omar Fayad, teniendo como único fin el bienestar de los hidalguenses.

 

Twitter: @David_