Atraen fechas mucho trabajo para los policías y bomberos  

VOCACIÓN Estas profesiones implican estar en todos los tiempos, incluso en Navidad y para recibir el Año Nuevo: el trabajo es impredecible

 

Jocelyn Andrade

p4-fechasEl mal uso de pirotecnia, inadecuadas instalaciones de adornos navideños, el uso de armas de fuego en la noche vieja, hacen que tanto la Navidad como el Año Nuevo sean, en muchas ocasiones, fechas de mucho trabajo para los cuerpos de seguridad como policía y bomberos.

Tanto la noche del 24 como la del 31 de diciembre son fechas que por lo regular la mayoría de las personas conviven con sus familias; sin embargo, para quienes integran los cuerpos de seguridad las cosas son diferentes.

Juan Martínez Hernández, bombero desde hace 25 años y José Cruz Hernández, policía con 30 años de experiencia, contaron como es vivir una fecha especial en el turno de guardia de sus respectivos cuarteles.

Para José Cruz, quien tiene más de 30 años en diferentes cuerpos de policía, pasar la Navidad o el Año Nuevo encuartelado es algo cotidiano; “el trabajo del policía es estar en todos los tiempos, no hay un día en especial que diga es para mí, el trabajo es impredecible”.

En las fiestas decembrinas que son algo especial para la familia y en la cual se extraña a la cabeza familiar, los integrantes de la misma saben que en una de las dos fechas no estarán con ellos.

“Es el protocolo del trabajo, hay días que podemos descansar el 24 o el 31, a veces no siempre, porque esto no tiene hora ni día”.

Para celebrar estas fechas, los compañeros se cooperan para mandar a hacer la comida típica y tener de manera simbólica su cena ya sea navideña o de fin de año.

Ponche y pollo frito o rostizado son los componentes de estas cenas en las que están alejados de sus familias; en las convivencias que forman con su otra familia, la que les ha tocado formar por el trabajo que desempeñan.

Caso similar ocurre con Juan Martínez, quien alguna de las fechas debe estar de guardia en la estación de bomberos.

Sin embargo, en estas fechas en que en muchas ocasiones la mezcla de alcohol con el volante, la quema de fuegos pirotécnicos o los tiros al aire, hacen que la cena no se pueda disfrutar.

Juan comentó que en varias ocasiones cuando están a punto de cenar y hacer la convivencia con los compañeros de guardia, reciben una llamada que les indica que deben cumplir con su labor.

 

INCREMENTAN LOS INCENDIOS.  Las fiestas decembrinas, en su mayoría se hacen acompañar de fuegos pirotécnicos, en muchas ocasiones el mal manejo de estos, acompañado de hierba seca, provocan incendios, los cuales deben ser atendidos por el cuerpo de bomberos, aún en fechas “especiales”.

Si se toma en cuenta que estos objetos no son manipulados por personas preparadas, no es difícil entender por qué se presentan tantos incendios en Navidad y Año Nuevo, en donde se presentan una gran cantidad de emergencias.

El Cuerpo de Bomberos no descansa ni siquiera en Noche Buena o Noche Vieja, por lo que tienen que permanecer en las instalaciones de la corporación; sin embargo, buscan que la paz y el amor no pasen desapercibidos en sus vidas y celebran con una modesta cena con sus compañeros de batallas.

Aún y cuando buscan pasar un momento agradable, los bomberos no descuidan su deber y estánatentos a las contingencias que se presentan en ambas fechas especiales.