Acusan agresión

-Señalamiento es contra los policías estatales que resguardaban el campo de la colonia 16 de Enero

TULA

Ángel Hernández

p9-enfrentamientoLa tarde del pasado jueves, cerca de las 18:00 horas, previo a la llegada del gobernador que más tarde encabezaría la Cabalgata de Reyes en Tula, tres jóvenes que regresaban de trabajar en una panadería fueron asegurados y golpeados por presuntos policías estatales que resguardaban el campo de la colonia 16 de Enero, la cual se improvisó como pista de aterrizaje para el helicóptero en que llegaría el mandatario estatal.

Los hechos ocurrieron cuando los uniformados marcaron el alto al vehículo en que se transportaban las dos personas; los agentes indicaron que no podían pasar porque así marcaba el protocolo de seguridad, en tanto que los varones dijeron estar a unos pasos de su domicilio y que les permitieran cruzar.

Los oficiales se negaron y pidieron se retiraran, pero, justo en ese momento, el auto en el que circulaban ambos implicados no arrancó, y los efectivos estatales pensaron que los desobedecían y detuvieron al conductor con lujo de violencia.

El copiloto al ver la agresión trató de escapar del lugar para no ser golpeado, por lo que los policías le dieron alcance y también lo sometieron para después llevárselos detenidos, en primera instancia a la delegación municipal y por la noche a Pachuca.

En vista de que en primer momento los detenidos fueron llevados a la delegación de Tula adjunta a la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), familiares y amigos de los asegurados se dieron cita en sus instalaciones, donde sólo por manifestarse afuera de las oficinas fueron aporreados igualmente por policías municipales quienes, además, presumiblemente los rociaron con gas lacrimógeno.

De este segundo enfrentamiento resultaron al menos 20 lesionados, entre policías y civiles, momentáneamente los inconformes se trasladaron al Centro Regional de Justicia Tula, pero regresaron a la SSP, donde esperaron hasta las 2:20 de la madrugada a que les regresaran a sus familiares.

Convinieron con las autoridades que no habría acción legal de ninguna de las partes.