Reitera la Sedeco planes para recibir a paisanos repatriados

 

-Indicó Romo que no puede perderse de vista que podrían traer inversiones

-Además de garantizar empleos en rubros donde poseen una gran experiencia

TODO LISTO

 

Alberto Quintana

p8-romoTendrán los migrantes hidalguenses apoyo necesario por  parte del gobierno estatal para insertarse en el sector laboral, afirmó el titular de la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco), José Luis Romo.

Para ello el gobernador Omar Fayad trabaja en nuevas inversiones durante los próximos meses, que generen empleos directos e indirectos, así como derrama económica.

Señaló que la meta del mandatario hidalguense es muy clara: apoyar y proteger a hidalguenses que se ven en la necesidad de buscar oportunidades de empleo fuera de México.

Desde ese punto de vista el reto que prevalece no es menor, pues el flujo de migrantes que regresan a Hidalgo es de casi 5 mil paisanos cada año y con ello las remesas disminuyen de manera paulatina.

Consideró que este panorama llama a actuar de forma precisa e inmediata, para ello la Sedeco tiene la misión de generar fuentes de empleo con atracción de nuevas inversiones.

Romo Cruz recordó que el reto del gobernador Omar Fayad para este año son 10 mil millones de pesos en inversiones que habrán de traducirse en 10 mil nuevos empleos para los hidalguenses.

Estas fuentes de empleo darán cabida a población que vive en el estado y connacionales repatriados y que por consecuencia regresan a sus comunidades de origen.

A la fecha hay inversiones previstas por 6 mil 400 millones de pesos, generando 5 mil 400 empleos directos e indirectos en los primeros cinco meses de la actual administración estatal.

Agregó que cerca del 50 por ciento de migrantes que regresan, tienen un perfil de experiencia laboral en sectores industrial, construcción, servicios y agronegocios, “son sectores estratégicos que el gobernador impulsa en Hidalgo”.

De forma coordinada con la Secretaría del Trabajo y Previsión Social de Hidalgo (STPSH) se prevé que las vacantes generadas por las nuevas inversiones absorban el capital humano que regresa.

“No se debe perder de vista que los migrantes son emprendedores, que tomaron riesgos y decidieron nuevas oportunidades, por tanto tienen la capacidad de ser nuevos empresarios en su propia entidad, tendrán el apoyo económico para consolidar proyectos productivos”.