Listo un importante paquete de reformas, sostiene Fayad

 

-Afirmó el gobernador que ya fue presentado al Congreso para aprobación

-Contempla temas como la anticorrupción y eliminación del fuero a servidores

ACTUALIZACIONES

 

Alberto Quintana

p8-fayadAnunció el gobernador Omar Fayad, durante el Foro de Justicia Laboral, que presentó al Congreso local el primer paquete de reformas constitucionales en materia de combate a la corrupción, rendición de cuentas y eliminación del fuero a servidores públicos en Hidalgo.

Ante la presencia del presidente de la Junta de Conciliación y Arbitraje federal, Juan Zorrilla Rodríguez, el mandatario comentó que las iniciativas se suman a la ley laboral que habrá de implementarse en la entidad.

Destacó que Hidalgo tiene un año para aplicar la nueva ley constitucional, habrá modificaciones de fondo que contemplan la desaparición de las Juntas de Conciliación y Arbitraje.

En su lugar se propone que la justicia laboral se integre al Poder Judicial, en el estado será el Tribunal Superior del Estado de Hidalgo (TSJEH) el que asuma la responsabilidad de impartir la justicia en este tema.

Comentó que en lugar de Juntas de Conciliación se estima la creación de centros de conciliación que analicen asuntos antes de que lleguen al TSJEH.

Agregó que la creación de tribunales laborales, a partir de esta reforma constitucional, ya no emitirán laudos laborales, por tanto desaparecen y se convierten en sentencias.

La implementación de esta reforma será compleja, ya que requerirá acciones concretas para la instalación de áreas de conciliación autónomas.

Este tipo de medidas deben acompañarse de presupuestos correspondientes a fin de que dejen en capacidad a los estados pobres para crear nuevas oficinas y contratación de personal.

Juan Zorrilla puntualizó que la extinción de la Junta de Conciliación y Arbitraje no significa dejar de trabajar en la justicia laboral, hay un periodo de transición donde redoblar esfuerzos, intercambiar experiencias, conocimientos y criterios.

Agregó que la justicia laboral, como miembros de Juntas de Conciliación, debe terminar con asuntos pendientes que aún se tienen de forma coordinada con el gobierno estatal.