RAÚL CAMACHO

p2-abajo-RAÚL CAMACHOSiempre hay malas rachas y otras peores, pero resulta que para el alcalde de Mineral de la Reforma las quejas de los habitantes brotan por más de una razón. Actualmente la temática de la designación de los delegados, que la gente califica como imposiciones, reviste uno de los “dolores de cabeza” para el munícipe, aunado al tema de los baches y servicios básicos.