Refriega entre comuneros por tierras; disparan armas

 

-Pese a los enfrentamientos de este jueves no hubo ninguna persona lesionada

-Llegó personal de la policía estatal pero se mantuvieron al margen de hechos

OTRO ENFRENTAMIENTO

 

Ángel Hernández

p4-gavilanNuevamente se enfrentaron comuneros del ejido de San Bartolomé Doxey, perteneciente al municipio de Tlaxcoapan, y habitantes de las faldas del cerro de El Gavilán, situado entre los límites de Tlaxcoapan y Tlahuelilpan.

El enfrentamiento derivó de una diligencia judicial ofrecida por N.C., y H.N., exhabitantes de El Gavilán, presos desde 2016 en el Cereso de Tula, acusados del delito de despojo por la representación de Doxey.

La visita con autoridades de por medio finalmente fue cancelada para evitar conflictos ante la llegada de cerca de 100 labriegos de Doxey, quienes dijeron que iban a defender sus tierras, de las que el Registro Agrario Nacional (RAN) ya les dio posesión.

Con todo y la cancelación y la presencia de policías estatales, alrededor de las 13 horas de este jueves la gente de Tlahuelilpan accionó armas de fuego contra su contraparte, en la balacera se vieron envueltos los reporteros Edson Vélez y Francisco Reyes, quienes acudieron a cubrir el hecho.

Los comunicadores subieron al cerro a grabar vídeo y sacar fotos, cuando de pronto escucharon detonaciones que “les pasaron zumbando los oídos”, comentaron.

Al ser objeto de agresión se resguardaron en una casa desde donde tuvieron que ser literalmente rescatados por la representación de Doxey, quien lanzó cohetones y señas para decirles que podían correr para ponerse a salvo.

Este hecho violento fue el único registrado durante la jornada, después de las ráfagas de arma de fuego todo volvió a una tensa calma, situación que prevaleció hasta cerca de las siete de la noche, antes del cierre de la presente edición.

Cabe destacar que pese al altercado ocurrido después de las 13 horas, las fuerzas de seguridad estatal no subieron al cerro, en todo momento se mantuvieron en las inmediaciones, en la zona conocida como El Bordo. Derivado de los acontecimientos no hubo lesionados.