GRILLERÍAS

ENCARAN

GrilleríasFueron varios los elementos de la Policía Municipal de Mineral de la Reforma que confrontaron al alcalde Raúl Camacho, ya que el inexperto edil decidió “por sus pistolas” violentar derechos fundamentales y dejarlos; por ejemplo, sin servicio médico. Otro problema que le echaron en cara al panista fue que a esa corporación entraron muchos a partir de esta administración, pero sólo como pagos de campaña y sin el perfil adecuado, aunque estos sí andan bien armados y hasta radios de comunicación les dio el munícipe, contrario a los que a diario arriesgan la vida; vaya desaciertos.

¿QUIÉN PUES?

Hablando de munícipes, contaron los grillitos que la alcaldesa de Pachuca, Yoli Tellería, pretende ahora “pararse el cuello” y por todos lados anda diciendo que la segunda fase para el mentado macromural de Palmitas es una obra que realiza el ayuntamiento, cuando lo cierto es que los recursos son federales y varias instancias de este orden de gobierno participan en las obras; Tellería Beltrán insiste en “colgarse la medallita”, por lo que ya hay molestias en otras dependencias y lo malo es que no queda claro el tema.

OTRA

Hubo amenazas de que hoy miércoles acudirán, una vez más, a Pachuca las huestes comandadas por el alcalde de Ixmiquilpan, Pascual Charrez, con el fin de presionar a las autoridades educativas supuestamente para mejorar condiciones de planteles, por lo que podrían generar un nuevo caos vehicular, así que a tomar precauciones. Por cierto que al que de plano dejaron solito fue al hermano del presidente municipal, al diputado panista Cipriano Charrez, pues resulta que los “blanquiazules” abandonaron la sesión de este martes porque llegó su patrón, Asael Hernández; apenas apareció el dirigente del organismo en la entidad y los legisladores lo siguieron como borreguitos, pero dejaron hablando como loco a su “correligionario” en tribuna.

YA QUIEREN

Donde cada vez hay mayor nerviosismo es en el PRI y ahora resulta que varios diputados federales hacen fila en oficinas, tanto del estado como de Insurgentes en la CDMX con el fin de lograr el respaldo para su reelección; los últimos vistos fueron Carolina Viggiano y Pedro Luis Noble, el cual por cierto no tiene muchas posibilidades, debido a que su labor ha sido más que gris en San Lázaro, al igual que en otras encomiendas previas.