Más de 3 mil 800 litros de combustible posiblemente hurtado, en dos días

– Labor de recuperación fue por parte de fuerzas de seguridad destacamentadas en la Base de Operaciones Mixtas: cabe recordar que emergencias relacionadas con el robo de hidrocarburos son constantes

TULA

Ángel Hernández

p5-HIDROCARBURO 2Continúan los aseguramientos de vehículos e hidrocarburo de procedencia ilícita por parte de fuerzas de seguridad destacamentadas en la Base de Operaciones Mixtas (BOM) de Tula. En los dos últimos días recuperaron dos automotores y más de 3 mil 800 litros de combustible posiblemente robado.

El pasado viernes una camioneta Ford amarilla, con estructuras para el transporte de energético de Petróleos Mexicanos (Pemex), que transportaba cuatro contenedores a bordo con capacidad para mil litros al 99 por ciento de su capacidad.

La unidad, así como el hidrocarburo fueron puestos a disposición del Ministerio Público federal asentado en Tula, así como la sede de la Procuraduría General de la República (PGR), asentada en la demarcación para los trámites conducentes.

La mañana del sábado, en tanto, la Secretaría de Seguridad Pública de Tula, tras recorridos de vigilancia por la comunidad de Santa Ana Ahuehuepan, ubicó y aseguró una pipa con capacidad de 10 mil litros, la cual habría sido robada de las inmediaciones de la Refinería Miguel Hidalgo.

La unidad, que posiblemente se utilizó para el trasiego de energético de Petróleos Mexicanos para después ser abandonada en terrenos ejidales.

En ninguno de los casos reseñados no se reportaron detenidos.

Las emergencias relacionadas con el robo de hidrocarburos son una constante en la demarcación, tan sólo el pasado fin de semana habitantes de la zona sur del municipio reportaron un fuerte estallido del que, sin embargo, nada se supo oficialmente.

No obstante, días después se supo por versiones de residentes de las inmediaciones, que el estruendo fue producido por una explosión en una bodega clandestina de combustible de Pemex, la cual sin embargo fue controlada por los mismos propietarios del inmueble sin pedir auxilio de las autoridades.