Un freno para la reconstrucción

David Colmenares

 

David ColmenaresLo que viene para Oaxaca y Chiapas es hacer frente a la reconstrucción de viviendas e infraestructura, son 283 municipios en la Declaratoria de Desastre de Oaxaca, menos de la mitad de ese estado, pero más que ninguna otra en el país y por supuesto que la hacienda local no tiene recursos para ello. Igual sucede en Chiapas.

Parte de esa precariedad de recursos tiene su origen en el mal llamado federalismo fiscal mexicano, que debería ser la descentralización de facultades y recursos de gasto a los estados y municipios, fundamentalmente la capacidad de decisión sobre su hacienda pública, no como hoy funciona con un sistema centralizado, que controla recaudación y las reglas de operación de gasto de los otros órdenes de gobierno.

Cuando se crea el sistema nacional de coordinación fiscal en 1980, este pacto fiscal como decía el maestro Benjamín Retchkiman no es eterno, te puedes salir del mismo, como el Convenio de Adhesión así lo permite y hacer tu propio sistema tributario estatal.

Nuestro agotado pacto fiscal no busca hacer mejor el sistema, más bien lo que busca es controlarlos, esto no puede seguir siendo igual.

Como el costo total de la recuperación será muy alto debería ser cubierto por las finanzas federales, más si se tiene la posibilidad de usar recursos del Bono Catastrófico. Gran parte del endeudamiento de gobiernos anteriores como los de las entidades afectadas, fueron por los bonos cupón cero para poner su parte para la recuperación. No repitamos la historia.

No podemos dejar solos a estos gobiernos estatales, ni a los municipales, solo ayudándolos en el corto plazo, el de la emergencia, pero no seguir condenándolos en el futuro.

 

 Twitter: @davidcparamo