GRILLERÍAS

RENOVACIÓN

GrilleríasIndicaron los grillitos que ya es cuestión de días para que haya designación del nuevo titular en el área de Comunicación Social del IEEH, en atención a los estatutos y de cara al proceso electoral 2018. Cabe recordar que este departamento, al igual que otros cuatro en el organismo, permanecen acéfalos desde hace tiempo como consecuencia de algunos roces internos; sin embargo, resulta fundamental ante el trabajo que debe desempeñarse en su relación con los medios de comunicación locales. Hasta ahora trascendió que el encargo podría recaer en una mujer.

POR POCO

A punto estuvo el gobierno municipal de Yolanda Tellería de cometer otra pifia al ordenar a sus policías acudir hasta la colonia Constitución, en la ciudad de Pachuca, con la orden de retirar rejas que la propia población colocó en esta (y otras colonias capitalinas) con la intención de resguardarse de los constantes asaltos y presencia de delincuentes. Por fortuna en alguien sí funcionó el sentido común y optó por el diálogo, antes de llegar a una innecesaria confrontación. Esa misma rapidez y reacción de elementos debería mostrarse ante las embestidas de la delincuencia en todas las modalidades presentes.

REUNIONES

Generó curiosidad en los grillitos la presencia constante de camionetas del gobierno federal y hasta de la Presidencia de la República en un restaurante propiedad de un empresario de Mineral de la Reforma, donde muy seguido se reúnen delegados y otros funcionarios para departir y, seguramente, planificar rumbos, por las mañanas. De estos desayunos, según se dice, saldrán diversas instrucciones cuyo objetivo común es la próxima elección.

DESCANSADOS

Ahora resulta que ciertamente los diputados locales se pusieron de acuerdo para adelantar sesiones en el Congreso con el fin de gestionarse sus merecidísimas vacaciones durante el reciente megapuente con motivo del Día de Muertos; sin embargo, se supo que no todos los legisladores aprobaron dicha acción, pues hay unos cuantos que sí consideran que falta mucho por hacer, lo malo es que son los menos.