Falta procuraduría que defienda a adultos mayores; voz en Congreso

-Será el organismo encargado de proporcionar,  de manera gratuita, asesoría jurídica y patrocinio de los juicios en cualquier rama del derecho

DISPOSICIONES

Jocelyn Andrade

pág 09 propuestaIncorporar la figura de la Procuraduría de la Defensa del Adulto Mayor, como organismo encargado de proporcionar a los integrantes del sector, de manera gratuita, la asesoría jurídica y el patrocinio de los juicios en cualquier rama del derecho, es el propósito de la iniciativa del diputado Humberto Cortés Sevilla, para adicionar un capítulo a la Ley de los Derechos de los Adultos Mayores.

Señaló que la certeza jurídica de los adultos mayores, contemplado en la fracción II del Artículo 7 de la Ley de la materia, que entre otras cosas les otorga el derecho a recibir asesoría jurídica en forma gratuita en los procedimientos judiciales y administrativos, así como poder contar con un representante legal cuando sea necesario.

Además, la propuesta mandata mediante un artículo transitorio la emisión del Reglamento interior de la Procuraduría de la Defensa del Adulto Mayor, así como adecuar las disposiciones administrativas correspondientes dentro del plazo de 180 días contados a partir de la entrada en vigor del Decreto respectivo.

Mencionó que en la entidad actualmente se cuenta con instituciones cuyo objeto se dirige a atender a sectores específicos, tal es el caso de los menores de edad a través de la Procuraduría de la Defensa del Menor y la Familia, también otorga asesoría a los adultos mayores y a cualquier persona que lo requiera, por lo que es necesario, en este sentido, propiciar la creación de un organismo especializado en la atención de este tema.

Aunado a lo anterior, también se cuenta con el Centro de Justicia para Mujeres que atiende todos aquellos asuntos relacionados con este género, ya sea que se trate de asuntos de naturaleza familiar o penal, además de prestar asesoría general en materia jurídica, psicológica y médica o de salud.

“Derivado de ello es que resulta de suma trascendencia contar con un organismo especializado en la atención de los problemas cuya consecuencia en el campo legal tengan los adultos mayores, garantizando con ello sus más elementales derechos”.