Exención de pago por energía eléctrica a todas las escuelas

– Para los diputados hidalguenses es imprescindible que todos los planteles educativos cuenten con energía eléctrica, para que los niños reciban educación de calidad

PARA EDUCACIÓN BÁSICA

Jocelyn Andrade

pág 03 eximir especialSolicitó la LXIII Legislatura, al Congreso de la Unión, a la Secretaría de Energía (Sener), Comisión Federal de Electricidad (CFE), así como a la Secretaría de Educación Pública (SEP) federal, para que acuerden la exención de pago de contratación, instalación, regularización, pago de los peritos, así como de cualquier otro trámite relativo al servicio de energía eléctrica, a la totalidad de las escuelas de los niveles y modalidades de educación básica.

El dictamen de acuerdo económico establece que según datos de la SEP, determinó que el 10.4 por ciento de las escuelas de México no tienen energía eléctrica, por lo que es urgente la necesidad de erradicar la desigualdad y el rezago educativo y garantizar que todos los niños y jóvenes del país formen parte de la sociedad del conocimiento.

Además el 31 de marzo de 2016 se firmó el convenio entre  la CFE y el Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (Inifed), en el marco del programa “Escuelas al CIEN”, para dejar en condiciones de dignidad a más de 33 mil planteles.

Dicho acuerdo establece que se construirán y ampliarán redes eléctricas aéreas y subterráneas para poder llevar energía a las escuelas que carezcan del servicio o donde éste, por su calidad, requiera una mejora, así como desarrollar proyectos para que los planteles reciban energía eléctrica generada a partir de fuentes de energía renovables.

Para los diputados hidalguenses es imprescindible que todos los planteles educativos cuenten con energía eléctrica, para que los niños reciban educación de calidad, pues el que una escuela cuente con energía eléctrica es importante, en virtud de que así los maestros tienen acceso a mayores herramientas y elementos para poder dar sus clases y así poder tener una condición elemental de calidad en la educación y de dignidad en el servicio que se ofrece.