Esta noche no olvide adelantar el reloj; inicia Horario de Verano

 

-Como cada año a partir de este primero de abril empieza el cambio para ahorrar

-El año pasado dicha estrategia permitió economizar unos 885.70 gigawatts

TARDA LA NOCHE

Adalid Vera

Terminará este domingo 1 de abril el Horario de Invierno, así que se sugiere a los hidalguenses adelantar una hora sus relojes desde la noche de este sábado, para dar paso al Horario de Verano.

Antes de ir a dormir este sábado 31 de marzo deberán adelantar una hora el reloj para dar inicio el domingo 1 de abril al Horario de Verano, implementado año tras año.

Con excepción de los estados de Sonora y Quintana Roo, el Horario de Verano entrará en vigor el primer domingo de abril y concluirá el último domingo de octubre, cuando dé inicio nuevamente el Horario de Invierno, según lo programado.

Para la franja fronteriza con los Estados Unidos, el Horario de Verano inicia el segundo domingo de marzo a las 02:00 de la mañana, hora local y termina el primer domingo de noviembre a las 02:00 de la mañana.

Con el Horario de Verano “anochece” más tarde, ya que la luz del sol sigue presente después de las 19:00 horas, aunque si las personas deben madrugar se encontrarán en la oscuridad, incluso pasadas las 07:00 horas.

De acuerdo con la Secretaría de Energía (Sener) esta medida, que se aplica en México desde 1996, reduce el consumo de energía diario durante el Horario de Verano, que es el periodo con más demanda de electricidad.

Según estudios del Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica (Fide), elaborados con la participación de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y del Instituto Nacional de Electricidad y Energías Limpias (INEEL), la aplicación del Horario de Verano en 2017 generó un ahorro en el consumo de 885.70 gigawatts hora (GWh). Lo anterior equivale al consumo de 7.78 millones de lámparas fluorescentes compactas autobalastradas encendidas durante un año las 24 horas del día.

En 2017 la aplicación del Horario de Verano permitió un ahorro equivalente al consumo de 571 mil casas habitación durante todo un año.

Asimismo, se evitó la emisión a la atmósfera de 402 mil toneladas de bióxido de carbono, principal contaminante en el llamado efecto invernadero.