GRILLERÍAS

INCONFORMES

Prevalece en la Secretaría de Salud la zozobra entre los trabajadores del sector, principalmente por las decisiones de la cuestionada lideresa sindical, Sonia Ocampo Chapa, pues en primera instancia exigen la emisión de convocatoria para seleccionar delegados en las unidades administrativas y hospitalarias; sin embargo, la dirigente ignora tales peticiones y hasta el momento siguen sin respuesta. No conforme con ello, los empleados también reclamaron sobre la entrega incompleta de uniformes para el personal, situación que lleva más de tres años de desfase. Ojalá que Ocampo Chapa despierte del letargo que ya le caracteriza.

ANIMAL

Mucha indignación causó entre los cibernautas un video que circuló en redes sociales que mostró al presunto sobrino político del alcalde de Atotonilco el Grande, José Luis Baños Cruz, atando a un perro del cuello y arrastrándolo con su camioneta por las calles, tales hechos provocaron que agrupaciones en defensa de los animales demandaran respuesta de las autoridades municipales, sobre el posible delito en que incurrió el familiar del edil.

CONTROVERSIAS

Opiniones encontradas entre operadores del transporte público particular y ciudadanos con la intención de la Secretaría de Movilidad (Semot) de instaurar un sistema de taxímetros en la zona metropolitana de Pachuca, el cual pretende “generar un esquema de certeza entre los usuarios y control en la recaudación de concesionarios”; sin embargo, no todos los choferes respaldan tal proyecto por las diferencias de tarifas, flujo de personas o cuotas adicionales. Por ello solicitaron a las autoridades analizar con exhaustividad esa idea. Lo cierto es que las broncas del transporte siguen creciendo por todos lados.

INCUMPLE

Informaron los grillitos que quien de plano no llegó a la ceremonia de entrega de la Presea “Pedro María Anaya” en el Congreso local fue la aún diputada y también candidata para San Lázaro, Margarita Ramos, quien dejó su papel de secretaria de la mesa directiva y tuvo que suplirla el legislador Luis Vega, tal vez su apretadísima agenda de proselitismo le impidió cumplir con dicho compromiso.