Tensión electoral

Leonardo Herrera

En los últimos días se enrareció el clima electoral en el estado, producto de la guerra sucia desatada desde diferentes cuarteles de quienes contienden por un puesto de elección popular, lo que podría llevar aún escenario de polarización y división que dejará profundas heridas.

Los primeros en abrir fuego, dicen, fueron las huestes de Morena y sus aliados, que a través de cuentas falsas en redes sociales lanzaron acusaciones con poco sustento en contra de sus adversarios políticos tratando de desacreditar para influir en el ánimo de un electorado que si bien comienzan a verse abrumado, también ya forma parte de estos escenarios.

Morena por más que trata de limpiarse el descrédito de sumar a personajes con obscuro pasado o antecedentes de deshonestidad como el caso del ex presidente municipal de Atotonilco de Tula, simplemente no puede y para acabar de hundirse apareció su alianza con el grupúsculo universidad que terminó por hundirlo.

Hoy su única tabla de salvación parece ser su candidato presidencial Andrés Manuel López  del  que todos pretenden colgarse para lograr los votos que no son capaces de sumar en campaña y propuestas.

A la guerra sucia contra candidatos, el llamado grupo de candidatos de Morena también en las últimas horas lanzó acusaciones en redes sociales en contra de una directora de un medio de comunicación, de las que por cierto,  se deslindó el aspirante al senado Julio Menchaca Salazar.

Sumado a esto,  la detención del hijo de la candidata a diputada federal Lidia García, desató señalamientos que hasta ahora no tiene mucho fundamento que el salir a encontrar culpables de una conducta ilegal hasta ahora de un servidor público de la Procuraduría de Justicia del Estado y que será la delegación de la Procuraduría General de la República, la que determine si hay elementos para vincularlo  a proceso o dejar en libertad.

Los que no están dispuestos a permitir que las campañas negras se queden ahí, son los candidatos de Nueva Alianza y particularmente su candidato por el séptimo distrito Francisco Sinhué Ramírez Oviedo que anunció una denuncia en la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos Electorales en contra de quien resulte responsable por las acusaciones de las que dice,  ha sido objeto sin fundamento.

Así las cosas, la lucha electoral parece estar centrada en quienes lograr colocar más comentarios de desprestigio que de propuestas.

 

De mi tintero… En las últimas semanas las encuestas parecen darle ventaja al candidato de la alianza Todos por México en el quinto distrito con cabecera en Tula, Cuauhtémoc Ochoa de hasta 8 puntos sobre su más cercano contendiente un papel fundamental dicen, ha sido el mensaje que ha logrado posicionar entre el sector empresarial y obrero en esta región, que es un voto fundamental para quien aspire a un triunfo.