Labor y atención contra el cáncer deben optimizarse

-Para responsable de jurisdicción es necesario contar con equipamiento

-Que permita a más mujeres realizarse pruebas y detectar padecimientos

SISTEMAS PÚBLICOS

Ángel Pacheco

Más del 75 por ciento (%) de casos de cáncer de mama son detectados a través de sistemas de salud públicos, esto según cifras del DIF Tulancingo.

La demanda de servicios de este tipo incrementa de tal forma que actualmente este carcinoma es la segunda causa de muerte en mujeres entre 20 y 50 años en México, catalogada también como la segunda enfermedad no transmisible (ENT).

Al respecto la doctora, Araceli Bravo Rubio, encargada del área dentro de la Jurisdicción Sanitaria Número II de Tulancingo, señaló que durante el período de 2004 al 2015, en el país acumularon 756 mil 039 defunciones por tumores malignos. En Hidalgo 16 mil 506 y para la región de Tulancingo y la zona Otomí-Tepehua 2 mil 352 muertes de las cuales en la región el 52.72% ocurrió en mujeres, contabilizando mil 240.

Del mismo modo destacó que dentro de las neoplasias con mayor número de defunciones entre mujeres se tienen las de cáncer de mama y cáncer de cuello uterino que ocasionan un conjunto del 24% de todas las defunciones por cáncer en mujeres, si bien hasta el 2012 la tendencia era en decremento en cuanto a detecciones y muertes,  para 2013 y 2015 registraron picos que indican que aún tienen mucho por mejorar en este programa, opinó Bravo Rubio.

Con base en lo anterior destacó que entre 2010 y 2015 la región presentó números por debajo de la media nacional; sin embargo, en 2015 la tasa de detección estaba por encima de la media nacional y estatal.

En el periodo de 2004 a 2015 en el país se presentaron 61 mil 125 defunciones por cáncer de mama, a escala estatal se acumularon para ese mismo período mil 89 y en la región de Tulancingo y la zona Otomí-Tepehua 179 casos, lo que representaba el 16.43% de las defunciones.

La doctora Araceli Bravo señaló que la tendencia en cuanto a las muertes de casos incrementa cuando estos son detectados en etapas tardías, además de que reconoció que en las Jurisdicciones Sanitarias, tanto de Tulancingo como de la zona Otomí-Tepehua que acumulan 10 municipios en total, la atención que ofrecen debe ser mejorada.

“En ambas jurisdicciones tenemos 47 unidades médicas, pero no todas tienen la atención especializada como en el hospital a través de un mastógrafo y de un ultrasonido adecuado, si queremos revertir las cifras de detección tardía tenemos que mejorar el servicio”, admitió la galena.

Recordó que recientemente fueron notificadas las Jurisdicciones Sanitarias de Tulancingo y de la zona Otomí-Tepehua como beneficiarias de un programa del gobierno federal para mejorar la atención en este rubro.

A través de este programa se pretende acercar los servicios de diagnóstico oportuno y en muchos casos la gestión para su traslado en su tratamiento se beneficiará también de manera directa la salud de las mujeres y los indicadores a cubrir serán cuatro.

Cobertura de detección de mastografía, la cobertura de evaluación diagnóstica con imágenes complementarias, la cobertura de evaluación diagnóstica con toma de biopsia y la cobertura de tratamiento oncológico.

Para poder cubrir con toda la demanda deberán contar con un equipo adecuado para los estudios de complementación diagnóstica en el programa de cáncer de mama para dar una oportunidad a las mujeres de la región de contar con un tratamiento oportuno.

Por lo anterior fue el propio secretario de Salud en el estado, Marco Escamilla, quien dio a conocer que en septiembre de este mismo año se pondrá en marcha un proyecto con inversión millonaria.