Quedaron a deber los participantes en contienda

SEÑALA OBISPO

Consideró el obispo de la Diócesis de Tula, Juan Pedro Juárez Meléndez, que para las grandes necesidades que tiene México, todos los candidatos a cargos de elección popular, sin excepción alguna, quedaron a deber a los votantes que este primero de julio sufragaron a favor del que fue de su preferencia.

Asimismo, en entrevista, opinó que la población también quedó a deber en un país donde la mayoría ha dejado de lado o perdido los valores fundamentales que todo ser humano debe tener.

Mencionó que si los ciudadanos actuáramos con honestidad y por buena voluntad se comenzarían a corregir las cosas, pero de lo contrario, si no empezamos el cambio desde nosotros mismos, “podrá venir a gobernar quien sea, pero va a ser lo mismo, esto difícilmente se transformará”.

Insistió en que lo que ha acabado con México y los mexicanos es que persiste una enorme crisis de valores, “la ausencia de valores es lo que nos ha matado”.

En otro orden de ideas llamó a los votantes a participar y como en entrevistas previas mencionó que es una obligación de los católicos y no católicos acudir a las urnas para elegir responsablemente a quienes serán nuestros gobernantes por los años siguientes.

Hizo un llamado de paz y dijo que desde la Iglesia pedirán a Dios que sea una jornada tranquila, sin ningún brote de violencia y sobre todo que los posibles conatos que puedan suscitarse no cobren vidas humanas.

Finalmente expuso que después de la votación la única tarea que quedará será asegurarse de que las promesas de campaña se cumplan. (Ángel Hernández)