Sin riesgo en Cereso; lo de la epidemia fue sólo rumor  

-En un principio familiares externaron preocupación porque temían un contagio de hepatitis, pero autoridades confirmaron que únicamente hubo ocho casos de gastroenteritis 

IXMIQUILPAN

Hugo Cardón

El rumor de una epidemia al interior del Centro de Readaptación Social (Cereso) de Ixmiquilpan provocó  preocupación entre los familiares de los internos debido a que existe una sobrepoblación; deducían contagio con mayor facilidad.
Familiares de algunos internos, quienes por temor a represalias,  pidieron se omitieran sus nombres, indicaron que en un principio se mencionaba que la epidemia que se registraba al interior era hepatitis, misma que no pudieron confirmar debido a que las autoridades no les proporcionaban información.
Fuentes oficiales del estado informaron que no había tal epidemia, ya que sólo se habían registrado ocho casos de gastroenteritis, padecimiento que fue controlado a la brevedad, por lo que no hubo mayor incidencia.       
La gastroenteritis es una inflamación de la membrana interna del intestino causada por un virus, una bacteria o parásitos, la causa es generalmente una infección por norovirus. Se disemina a través de alimentos o agua que estén contaminados y el contacto con una persona infectada.
En este mismo sentido se ha mencionado que esta enfermedad se presentó hace algunos días y está totalmente controlada luego implementarse algunas estrategias de sanidad entre los mismos internos e internas que se encuentran en este espacio.  
De acuerdo con la Comisión de Derechos Humanos del estado de Hidalgo (CDHEH) en su último reporte, en el Cereso de Ixmiquilpan hay 152 internos, de los cuales, 51 son de origen indígena, lo que representa el 33 por ciento del total de la población.
De estas 51 personas, 49 son de origen hñahñu, además de dos que pertenecen al grupo étnico nahual, cantidad que se había mantenido durante el último semestre y que podría variar debido a que varios de ellos tienen procesos que aún se analiza en los tribuales.