Asfixiado el ayuntamiento por los laudos y finiquitos

-Broncas laborales mantienen ya a Tlaxcoapan contra las cuerdas

-Pormenorizó el responsable del área Jurídica herencias y conflictos

SIN RECURSOS

Ángel Hernández

Serias complicaciones financieras enfrenta el ayuntamiento de Tlaxcoapan como resultado del pago obligado de finiquitos, realizados en un lapso menor a un año (primero de diciembre de 2017 a agosto 2018), así como los laudos laborales en ejecución (aún por pagar) al ser causa de merma en cuanto obras y acciones de la administración 2016-2020.

Lo anterior fue expuesto en el marco de la anterior sesión extraordinaria de cabildo, donde el jurídico de la presidencia municipal, Yadir Barush Huidobro Hernández, detalló (a través de oficio) que de diciembre de 2017 a agosto del presente año se pagaron 329 mil 664 pesos a 23 extrabajadores de la alcaldía, además de que se tienen dos laudos por pagar por un monto de 591 mil 750 pesos y 04 centavos.

En exposición previa el representante legal del actual gobierno local, explicó que el par de laudos que se pagaron fueron herencia de la gestión 2012-2016, y que se recibieron perdidos y detalló que corresponden a Isidoro Velasco Juárez y a Virginia Malo Pacheco, a quienes se les tienen que pagar (hasta el 27 de julio) una cantidad de 342 mil 237.42 pesos y 249 mil 512.62 pesos, respectivamente.

Por medio del oficio entregado a los integrantes del ayuntamiento también se pudo conocer que actualmente se tienen siete juicios vigentes en el Tribunal de Arbitraje en espera de ser resueltos y que al igual que los primeros 23 algunos derivaban de renuncias voluntarias. Despidos que se hicieron al principio de gestión o bien por causas “justificadas”.

Regidores como José Lugo Hernández y Miguel Ángel Chávez Rodríguez consideraron que cantidades tan gravosas en finiquitos se deben a que el área jurídica no trabaja como debe e insistieron en que, en lugar de pagar sumas tan fuertes, los recursos pudieran emplearse para obras en el municipio.