Establece Profeco operativo especial durante la Cuaresma

-Verificará a los comercios y establecimientos con venta de pescados y mariscos, dictaminó

-Además puso ya en operación módulos para pesaje de los productos para kilos completos

IMPEDIR ABUSOS

Jocelyn Andrade

Revisa la Delegación de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) mercados, centrales de abasto y tiendas de autoservicio, en el marco del Programa Cuaresma, para verificar que pescados y mariscos cumplan especificaciones requeridas, indicó su delegada, Italia Almeida Paredes.

En el Programa Cuaresma, que inició el pasado 6 de marzo y concluirá el próximo 17 de abril, Profeco verifica que establecimientos comerciales exhiban y respeten precios, cumplan con promociones y ofertas, que las básculas estén ajustadas y calibradas y que los productos preenvasados tengan etiqueta en español y denominación sin inducir confusiones.

Indicó que en algunos puntos la Profeco instaló módulos de promoción y captación de solicitudes de calibración, cuyo objetivo es facilitar a comerciantes el cumplimiento de trámite, además de asegurar el despacho de kilos completos.

Dichos módulos sirven para que los consumidores puedan repesar el producto recibido y comprobar si corresponde a lo que pagaron. En caso de faltante en el peso, personal de la dependencia acude con el consumidor al comercio donde compró a recuperar la cantidad de producto faltante o la devolución del dinero.

En compra de pescados y mariscos, Profeco recomendó adquirirlos en comercios establecidos, exigir precios a la vista, comparar precios y calidad.

Además solicitó a consumidores recordar que el pescado debe tener olor fresco, aspecto brillante y escamas bien adheridas, la carne consistente no debe hundirse al oprimirla, sus ojos deben lucir salientes, firmes, brillantes y transparentes, las branquias deben tener color rosado o rojizo y el olor debe ser agradable.

Asimismo aconsejó consumir especies de temporada, como la curvina, que es el pescado con menor precio en este momento, de 25 pesos por kilo en pieza completa.