Formación debe enfrentar retos

-Nuevos docentes deben ser capaces de asumir los desafíos de la actual sociedad y a la vez solventarlos

SACAN CONCLUSIONES

Adalid Vera

Necesario mejorar la educación ofrecida en escuelas normales, con el propósito de formar a docentes que respondan a la complejidad de la sociedad actual y al mismo tiempo estén preparados para la inclusión, multiculturalidad y la diversidad, fue una de las conclusiones del Congreso Nacional para la Transformación de las Escuelas Normales Públicas.

La actividad se desarrolló en Pachuca el mes anterior y participaron integrantes de la Secretaría de Educación Pública de Hidalgo (SEPH), la Dirección General de la Educación Superior para Profesionales de la Educación y la Coordinación Nacional de Autoridades de Educación Normal, así como delegados.

El primer eje de análisis fue “El docente que queremos formar para transformación del país”, donde identificaron que la principal problemática son los cambios sociales, en lo tecnológico, científico y político exige analizar el papel de la escuela y el docente.

México es un país multicultural, multilingüe, va más allá del encuentro de culturas, que caracterizan a la sociedad mexicana. Es necesario mirar perfiles de reformas de escuelas normales para analizar qué se hizo y qué falta, debido a que esas reformas están desfasadas.

A partir de 1969 las escuelas normales presentaron cambios muy importantes para formar docentes, basados en políticas educativas de acuerdo con proyectos de educación nacionalista, rural, socialista, descentralizada y globalizada.

Durante el congreso aportaron elementos que permitan diseñar ahora una propuesta que fortalezca la formación inicial del docente como agentes de transformación social que garanticen el desarrollo integral de los alumnos.

Otra de las conclusiones fue fortalecer la formación de un docente-investigador que trascienda la enseñanza e indague desde su práctica pedagógica, para generar teorías que expliquen situaciones y factores.