Reclama GN condiciones a su llegada a Tulancingo

-Demandaron por lo menos camas dignas para el descanso del personal

-Instalación en mal estado, sin comedor o baños adecuados, denunciaron

PIDEN EL PARO

Jocelyn Andrade

Enviaron integrantes de la Guardia Nacional (GN) una carta a la alcaldesa de Santiago Tulantepec, Paola Domínguez, para solicitarle una donación de camas, pues el espacio donado en Tulancingo carece de condiciones mínimas para la estancia de sus elementos.

El documento, firmado por Mili Estefani Batala Castillo, subdelegada de Programas de Desarrollo del Gobierno de México, evidenció que el lugar proporcionado en el municipio de Tulancingo carece de camas para el descanso del personal, mobiliario para cocina, comedor, baños dignos e instalaciones eléctrica y de plomería en buen estado.

Por ello solicitaron a la munícipe donación de al menos 15 camas para descanso de efectivos que realizarán tareas de seguridad pública y prevención del delito en cada uno de los 10 municipios que contempla la región.

El oficio fue enviado con copia al delegado de Programas Sociales, Abraham Mendoza Zenteno, así como a la Coordinación para la Construcción de la Paz y Seguridad Ciudadana, por lo que La Crónica de Hoy en Hidalgo, intentó comunicarse con el delegado, sin que hubiera respuesta.

Cabe mencionar que a través de redes sociales se dieron a conocer múltiples denuncias por presuntas condiciones humillantes que deben enfrentar integrantes de la Guardia Nacional, donde se afirmó que reciben una alimentación de mala calidad, la cual consiste en sólo una torta con una rebanada de jamón y un jugo embotellado.

Algunos de los comentarios que aparecen en las redes sociales, respecto a la fotografía de dicha comida son: “si de verdad esa es la alimentación que piensan darles a los elementos de la Guardia Nacional no les sorprenda si luego desertan, la vocación termina cuando el hambre empieza”.