Consolida entidad puestos de trabajo

-Alcanzó más de 18 mil 400 plazas permanentes, de acuerdo con números actualizados en el IMSS

LOGRO DE METAS

Jocelyn Andrade

Durante el primer semestre del año en Hidalgo se generaron 6 mil 304 nuevos empleos formales, de acuerdo con cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
Lo anterior equivale a un crecimiento del 2.8 por ciento, significa que la entidad creció el doble de la media nacional, que fue de sólo el 1.4 por ciento, con lo que el estado se colocó en el séptimo lugar a escala nacional.

El IMSS reportó que a escala nacional hubo una caída en la generación de empleos y se tuvo la peor cifra en los últimos 17 años en junio, al tiempo que los primeros seis meses fueron los más bajos de los últimos 10 años.

De enero a junio, en todo el país, se generaron 289 mil 301 empleos y se contó una caída nacional de 14 mil 244 puestos de mayo a junio.

Los estados que reportaron mayor pérdida de puestos durante junio fueron: Chihuahua con menos dos mil 392; Jalisco eliminó dos mil 326 plazas; Tamaulipas redujo mil 830; Guanajuato tuvo mil 102 bajas.

En tanto Coahuila y Jalisco registraron su cuarto mes consecutivo con tendencias a la baja en generación de nuevos trabajos.

Sin embargo, según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), Hidalgo mantiene un ritmo en la actividad industrial, que le permite resistir la  desaceleración económica que se registra en el país, con un crecimiento de la producción manufacturera del 2.3 por ciento anual en el primer trimestre del año, frente al 1.6 por ciento nacional.

Lo anterior se puede traducir por las inversiones que fueron atraídas por el gobierno del Hidalgo, que a la fecha suman más de 50 mil millones de pesos y que generan nuevos empleos en los sectores de: energía, movilidad sustentable, agroindustria y químico-farmacéutico.
Cabe recordar que durante la actual administración estatal la cifra de empleos nuevos generados y registrados ante el IMSS ascendió a los 18 mil 419, de los cuales el 95.8 por ciento son permanentes, con lo cual Hidalgo se ubicó por encima de la media nacional.