Al menos 3 muertes, tras una explosión

– El siniestro fue en un taller dedicado a la fabricación de juegos pirotécnicos

LA BLANCA

Jocelyn Andrade

Al menos tres personas perdieron la vida, en Santiago de Anaya, tras la explosión de un polvorín en la comunidad La Blanca.

De acuerdo con los primeros reportes de la Policía Estatal, a través del número de emergencias 911, un ciudadano reportó una posible explosión, por lo cual se trasladaron a la comunidad para verificar, el siniestro que se registró a las 12:42 horas.

Ayer, al arribar al lugar, la policía municipal informó que en el interior se encontraban al menos tres personas sin vida; pero no se sabe a ciencia cierta cuántas  había, pues los propios pobladores no dejaron ingresar a los elementos de seguridad.

Bomberos de Actopan y San Salvador, también acudieron al llamado, para tratar de apagar el fuego.

Hasta el momento las autoridades estatales y municipales confirmaron tres personas fallecidas en lo que al parecer es un taller dedicado a la fabricación de juegos pirotécnicos, el cual se localizaba en una vivienda particular.

Un hongo de humo se produjo instantes después del estallido y se pudo observar a varios kilómetros de distancia.

Algunos vecinos de comunidades cercanas lo videograbaron con sus celulares y publicaron en redes sociales.

Se ignoran las causas que provocaron la explosión, por lo cual será la investigación que realice la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), la que lo determine.

ENFRENTAMIENTO ACTOPAN. Horas más tarde, en Actopan, se registró un enfrentamiento entre presuntos asaltantes y elementos de la Policía Estatal, luego de que unos sujetos intentaran robar 100 mil pesos que un cuentahabiente, acababa de retirar de una sucursal bancaria.

Según el reporte, dos policías vestidos de civiles, escoltaban a un cuentahabiente al arribar a su domicilio un grupo de personas  empezaron a disparar sus armas de fuego por lo que los policías repelieron la agresión donde uno perdió la vida, y dos más resultaron heridos, los cuales huyeron a bordo de una motocicleta y un vehículo Sonic.

El lugar fue resguardado para que personal de la Procuraduría General de Justicia del Estado de Hidalgo (PGJEH), realizara las indagatorias correspondientes.