Morena y su crisis 

Leonardo Herrera

El Movimiento Regeneración Nacional (Morena) enfrenta una crisis seria que podría significar un retroceso en su ascendente y meteórica  carrera electoral en Hidalgo, producto de las disputas internas y la intervención de grupos oportunistas que ven la posibilidad de ocupar espacios de poder por los que siempre han  peleado y que se les negado en otros partidos políticos.

Morena nunca tuvo una estructura en el estado, se conformó a partir de grupos que renunciaron o militaron en partidos de izquierda pero se alejaron al no ser considerados, de ahí que lejos de disputas los fundadores de morena lo que buscaban era convencer a lideres regionales y municipales de sumarse al proyecto del entonces precandidato a la presidencia Andrés Manuel López Obrador.

Con el crecimiento del tabasqueño en las preferencias, hubo quienes voltearon a Morena y ofrecieron su capital económico y político a cambios de espacios en el primer equipo político y candidaturas al senado, diputaciones federales y locales, así se gesto el crecimiento de Morena al menos en Hidalgo.

Hoy de cara a la renovación de la dirigencia y en la víspera del proceso municipal que será el inicio de un largo y crucial calendario electoral de 3 años en el estado, morena vive una crisis por las ambiciones de grupos externos e internos que buscan apoderarse de la membresía de cara a la sucesión gubernamental.

Al interior de morena corren las versiones de que los fundadores prácticamente han sido desplazados, el grupo Universidad y su presidente Gerardo Sosa apoyados por Abraham Mendoza Zenteno y Andrés Caballero Cerón en alianza con personas como Canek Vázquez, se harán de la dirigencia estatal y después vendrá el reparto de las candidaturas, ni siquiera el propio senador julio Menchaca entraría en esta primera etapa de la operación.

Lo ocurrido este fin de semana en la asambleas deja claridad y fiel testimonio  de lo que vendrá en las siguientes semanas, morena dicen está a punto de caer en las manos porriles y eso es lo peor que puede pasarle, en un momento en que su presidente no atraviesa por los niveles más altos de popularidad y tampoco tienen a los mejores candidatos para afianzarse como primera fuerza electoral.

De mi tintero. Está más que cantando el enfrentamiento entre la Secretaria General del PRI Carolina Viggiano y la jefatura política del estado, dicen que la originaria de Tehuacán comenzó la operación de acercamiento y trabajo con los adversarios del gobierno y del PRI en Hidalgo….Por cierto que muchos dicen que en recientes intercambios de opiniones entre el jefe político del estado y el Grupo Hidalgo, se tocó el tema Pachuca y si bien no está definido quién será el candidato, si ya quedo claro quien no será y entre estos estaría Luis Osorio.

 

[email protected]