Presencia en monumento potencializa turismo local

MEJORAR PROMOCIÓN

Milton Cortés 

Luego de la presencia del Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en el Acueducto del Padre Tembleque, en el municipio de Zempoala, interesados en la expansión turística consideraron que la federación debe intervenir para incrementar el potencial en este rubro.

Opinaron que la visita presidencial a este monumento declarado por la UNESCO como patrimonio cultural de la humanidad debe significar la oportunidad para imprimirle una nueva cara y generar mayor interés entre la población para visitarlo.

Mencionó el empresario, José Ángel Trujillo Mendoza, que para el sector turístico es importante que esta obra de la arquitectura colonial tenga la proyección que realmente merece, en aras de fortalecer la industria bajo el cobijo de un emblema tan importante como lo representa el acueducto.

“Ojalá que los funcionarios locales que acompañaron al Presidente de México hayan visto la verdadera realidad del acueducto, que no cuenta con infraestructura turística digna, si bien es cierto es indispensable respetar su valor histórico como patrimonio de la humanidad, el desarrollo turístico siempre será vital y debe ir de la mano para fortalecer la economía local”.

Argumentó que si bien el promocional del gobierno federal que circula en redes sociales sirve para darle promoción al monumento, este mismo orden de gobierno debe interesarse en apoyar un proyecto de desarrollo turístico para la región.

“La necesidad de desarrollo la requiere cualquier monumento histórico de la misma forma que se hace en la zona arqueológica de Teotihuacán, al igual que se tiene en Tajín, en Chichén Itzá y en otros lugares donde existen monumentos históricos que merecen darles el valor que poseen”, concluyó.