No saben ganar

Andrés Torres Aguirre

Hoy es un día decisivo para el Partido Morena en Pachuca. El Tribunal Estatal Electoral (TEEH) debe resolver si el proceso de selección de candidato en la capital hidalguense fue apegado a estatuto.

En caso de no ser así, será invalidada la candidatura que actualmente encabeza el doctor Pablo Vargas y con ello vendrá una debacle de la que seguramente no se repondrán.

Sea cual sea el fallo del TEEH, Morena y sus candidatas y candidatos se verán seriamente afectados porque el primer mensaje que envían al electorado pachuqueño es de división.

La evidente disputa por el control del partido confirmaría los argumentos de sus rivales sobre falta de convicciones, ética y proyecto.

Si la autoridad electoral en Hidalgo dice que el procedimiento para designación de candidatos no fue apegado a sus directrices, el comité nacional de elecciones de Morena deberá convocar a una encuesta (según los estatutos es el método que se aplica para el caso) lo que significaría perder tiempo de campaña.

Peor aún, si el comité nacional de elecciones de Morena no responde a los requerimientos de información que le hace el TEEH, este órgano jurisdiccional deberá emitir un fallo e instruir para que se multe al partido.

Increíblemente, Morena en Pachuca arranca tarde la campaña y aun así aventaja en las preferencias electorales a sus más difíciles rivales del PRI. Según una encuesta realizada por la cúpula tricolor, la fórmula Pablo Vargas y Zenón Rosas van dos o tres puntos arriba de ellos, casi un empate técnico, pero al fin delantera.

Será pues, en los tribunales y no en las urnas como se decida la suerte del proyecto de Morena para la capital hidalguense.

 

Twitter: @bamtorre

                 @vocales_radio