Prevención   de este mal  en menores

Según los expertos, una de las mejores maneras de prevenir la neumonía en los niños es a través de la vacunación contra Hib, neumococo, sarampión, tos ferina e influenza, así como una alimentación balanceada para propiciar un sistema inmunológico fuerte. En tanto, para el resto de los grupos de riesgo, es fundamental vacunarse contra la influenza, no fumar, y mantener los hábitos de higiene como el lavado de manos, la limpieza y el estornudo de etiqueta (usar un pañuelo o el ángulo interior del codo) así como utilizar adecuadamente los antibióticos con estrategias fundamentales de prevención.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) establece: “La neumonía es un tipo de infección respiratoria aguda que afecta a los pulmones. Se transmite generalmente por contacto directo con personas infectadas. Es la principal causa individual de mortalidad infantil en todo el mundo. La neumonía afecta a niños -y a sus familias- de todo el mundo, pero su prevalencia es mayor en el África subsahariana y Asia meridional. Pueden estar protegidos mediante intervenciones sencillas y tratados con medicación y cuidados de costo bajo y tecnología sencilla”.

También refiere que hacia el establecimiento del Plan de Acción Mundial para la Prevención y el Control de la Neumonía (GAPP) está contribuyendo a justificar el control de la neumonía en la niñez como emergencia de salud pública. (Staff Crónica Hidalgo)