Todo puede cambiar     

VEREDICTO TEEH El Tribunal Electoral del Estado invalidó resultados de la contienda municipal en Tulancingo e Ixmiquilpan

Rosa Gabriela Porter

Invalidó el Tribunal Electoral del Estado (TEEH) los resultados de la contienda municipal en Tulancingo e Ixmiquilpan, en el primer ayuntamiento derivado de violaciones graves al principio de certeza cometidas por el consejo municipal del Instituto Estatal Electoral (IEEH), mientras que, en el segundo caso, ante vejaciones a la equidad, imparcialidad y neutralidad efectuadas por el candidato electo del Partido del Trabajo (PT), Vicente Charrez Pedraza.

Asimismo, el pleno confirmó el empate de los resultados en Acaxochitlán, por lo que en las tres demarcaciones señaladas convocarán a elecciones extraordinarias en próximas fechas.

En sesión virtual del domingo, resolvieron diversos juicios de inconformidad que solicitaron la nulidad de las elecciones municipales, además de procedimientos especiales sancionadores por ilegalidades realizadas durante la etapa de proselitismo y en la colocación de propaganda.

Relativo a Tulancingo, analizaron las quejas interpuestas por Más por Hidalgo (MXH), Movimiento Ciudadano (MC) y Morena por irregularidades sustanciales detectadas en la sesión de cómputo municipal, violaciones sistemáticas a la certeza de los resultados, conductas no reparables por parte de la autoridad electoral organizadora, presión hacia funcionarios, ilegalidades en los votos nulos, manipulación de paquetes, etcétera.

CASO 1. En la ponencia del magistrado, Manuel Cruz Martínez, destacó que en el escrito de demanda incluye pruebas como videos y/o declaraciones de la propia presidenta del Consejo General del Instituto Estatal Electoral (IEEH), Guillermina Vázquez Benítez, en cuanto a la presencia de anormalidades que fueron documentadas, incluso las amenazas contra funcionarios del órgano desconcentrado en Tulancingo; de igual forma, en la inspección judicial ubicaron 10 casillas con graves inconsistencias.

Principalmente, cambios radicales en el número de sufragios nulos que impactaron en la votación, pues inicialmente eran 211 y tras el receso en el consejo municipal, la cifra pasó a 533; sellos rotos en las bodegas de resguardo; paquetes alterados; boletas marcadas con patrones similares, igualmente, en las constancias refieren que el inmueble de la sede carecía de certeza y en diferentes momentos rompieron la cadena de custodia.

Por ello, de manera unánime, el Tribunal Electoral del Estado determinó la nulidad de los comicios en tal demarcación y dejó sin efectos la expedición de constancia de mayoría hacia el Partido Revolucionario Institucional (PRI), aunque no hubo sanción hacia ninguna planilla.

CASO 2. Del juicio de inconformidad en Ixmiquilpan, el expediente a cargo de la presidenta, María Luisa Oviedo Quezada, dio cuenta sobre las infracciones perpetradas por el abanderado del PT, Vicente Charrez Pedraza, las cuales provocaron la nulidad del proceso en Ixmiquilpan por acreditar violaciones a principios de certeza, equidad, imparcialidad y neutralidad.

Entre los actos señalados están: actos anticipados de campaña, uso de recursos públicos con el fin de posicionar su nombre e imagen, utilización y adjudicación de obra pública en el municipio, intervención del gobierno municipal para promocionar al denunciado, así como violación a principios de seguridad jurídica y legalidad.

Tras la valoración de imágenes y videos, en primer lugar, multaron a Charrez con 50 Unidades de Medida y Actualización (UMA), 4 mil 344 pesos, por una reunión con habitantes en las comunidades de Cerritos y Copula, así como una entrevista en un medio digital, lo cual certificaron con pruebas objetivas y materiales.

En tanto, con las evidencias que calificaron como idóneas, confiables y eficaces, mismas que cumplieron con elementos personal, temporal y subjetivos, comprobaron que el petista atentó contra la normativa al promocionar su imagen con la entrega de obra pública, construcción de sistemas de agua potable, pavimentación, conservación de caminos, edificación de aulas escolares, mediante una asociación civil, denominada Avance A.C.

Del mismo modo, en las fotografías aportadas por los denunciantes, en la entrega de un pozo de agua aparece el aspirante del “partido de la estrella”, junto al exalcalde, Pascual Charrez Pedraza y otras imágenes con el entonces presidente del concejo municipal, Alfredo Cerro Ambrosio, lo cual adminicula con pruebas técnicas y documentales.

La sentencia puntualizó que, al obtener un beneficio indebido y provecho de la actividad gubernamental, afectó los principios de neutralidad en la contienda del pasado 18 de octubre, además, que con base en el elemento cuantitativo, la diferencia entre el primero y segundo lugar es de 96 sufragios, apenas .26 por ciento (%) por lo que es imposible reconocer si incidió tal conducta a través del favorecimiento inequitativo.

EMPATE EN ACAXOCHITLÁN. En cuanto al asunto, JIN-02-PRI-112/2020 y sus acumulados, denunciaron eventuales agravios en la jornada de votación como que fue recibida por personas distintas a las autorizadas; compra de sufragios e ilícita reserva en los conteos de simpatías durante los cómputos municipales, empero, no fue posible determinar tales hechos.

Sin embargo, en el medio de impugnación dieron vista a la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales por la repartición del aspirante priista de la tarjeta denominada “La Protectora”, que aparentemente usaron para coaccionar las preferencias del electorado; en tanto, confirmaron el empate entre el primer y segundo lugar, por lo que procede a convocar a comicios extraordinarios.

Asimismo, reservaron lo relativo a posibles rebases de topes de gastos de campaña hasta que el dictamen de fiscalización adquiera firmeza; finalmente, el colegiado revalidó los resultados del proceso en Tecozautla y Tepehuacán de Guerrero.

En otros asuntos, los tribunos amonestaron públicamente por colocar propaganda en lugares prohibidos a Lorenzo Cruz Carrizo, entonces candidato en Tepeji del Río de Acción Nacional (PAN) y José Luis Sánchez Padilla, aspirante “albiazul” en San Salvador.