Autorizan prórroga a vigencia de Erika Rodríguez y de Julio Valera

-Caber recordar que Alberto Meléndez Apodaca y Emilse Miranda Munive, quienes fueron electos para encabezar el comité durante el lapso 2015-2019, renunciaron

APLAZAN DESIGNACIONES

Rosa Gabriela Porter

Confirmó el Comité Ejecutivo Nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) la prórroga a la vigencia de la dirigencia estatal “tricolor”, encabezada por Erika Rodríguez Hernández y Julio Manuel Valera Piedras, luego de que los periodos estatutarios ya vencieron, pero en este momento persiste un proceso electoral a escala federal y local.

La presidencia y secretaría general del Comité Directivo Estatal priista tenía que renovarse desde noviembre del 2019, pero asignaron de carácter provisional a Rodríguez Hernández y Valera Piedras en esa fecha, luego de que los nombraron como sustitutos el 25 de abril del 2019.

Caber recordar que Alberto Meléndez Apodaca y Emilse Miranda Munive, quienes fueron electos para encabezar el comité durante el lapso 2015-2019, renunciaron a estos encargos en junio del 2017; por lo que vía prelación asumieron Leoncio Pineda Godos y Erika Rodríguez, que estuvieron a cargo de los trabajos partidistas durante la contienda 2017-2018.

Después, el 24 de febrero del 2019, ante la Comisión Política Permanente del Consejo Político Estatal, Pineda Godos dimitió como líder y entonces ocuparon esa responsabilidad Rodríguez Hernández, así como el diputado local, Julio Valera.

Debido a que el 19 de noviembre del 2019 concluía el periodo estatutario y en diciembre de ese año comenzaban los comicios de ayuntamientos, el CEN nombró provisionalmente a los citados personajes, asimismo, ante el actual desarrollo de la contienda de diputados federales y locales nuevamente aplazaron la vigencia.

De igual forma, el Comité Ejecutivo Nacional del Revolucionario Institucional autorizó la permanencia de los actuales integrantes de los 84 Consejos Políticos Municipales y 83 Comités Directivos Municipales, a excepción de Pachuca, ante la superposición de los tiempos electorales mencionados.