Estado militar

David Tenorio

 Ayer se publicó en Diario Oficial de la Federación el decreto por el que se adiciona una fracción al artículo 29 de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, que a la letra dice:

“Artículo 29.- A la Secretaría de la Defensa Nacional, corresponde el despacho de los siguientes asuntos:

I.- a XVIII.- …

XIX.- Prestar los servicios auxiliares que requieran el Ejército y la Fuerza Aérea, así como los servicios civiles que a dichas fuerzas señale el Ejecutivo Federal.”

En resumen, la Secretaria de la Defensa prestará al Ejército y la FAM servicios auxiliares y civiles. Y usted dirá estimado lector y eso que… Pues nada más que con ese simple hecho, pasamos hacer de un estado civil a uno militar. El rol de las fuerzas armadas más allá del apoyo en las tareas de seguridad pública, se ha extendido a funciones inéditas en México, como la construcción del aeropuerto internacional de Santa Lucia “Felipe ángeles”, el Tren Maya y la construcción de 1.600 sucursales del Banco del Bienestar del gobierno en las entidades estatales, así como 266 cuarteles de la Guardia Nacional.

Por otro lado, la Marina ya no solo vigila la seguridad de los puertos mercantiles y aduanas marítimas, ahora también ejerce las funciones administrativas de las mismas.

El nuevo rol activo de las fuerzas militares contrasta notablemente con la discreta presencia que mantuvieron durante casi todo el siglo XX, cuando se limitaban a brindar apoyo social en casos de emergencia. Hoy el ejército mexicano está adquiriendo un poder político que antes no tenía.

El decreto de ayer publicado en el DOF, es la prueba de como el titular del Ejecutivo y el Congreso entregan el gobierno a la SEDENA, pasaremos en los hechos de ser un Estado civil a uno militar. Veremos qué dice la SCJN.

Twitter @David_Tenorio