Nubes negras cubren al Altiplano

-Densa capa de humo a consecuencia de un fuerte incendio forestal que permanece fuera de control en de Zacatlán, Puebla

EXTENSIÓN

Milton Cortés Gutiérrez

Municipios del Altiplano presentan una densa capa de humo consecuencia de un fuerte incendio forestal que permanece fuera de control en las localidades de Yehuala, San Miguel Tenango y Zoquitla, perteneciente al municipio de Zacatlán, Puebla.

La Dirección de Protección Civil del municipio de Apan dio a conocer que los fuertes vientos que se presentan en la zona del incendio provocan que las nubes de humo avancen y se posicionen por encima de municipios del Altiplano hidalguense.

Recomendó a la población recurrir a medidas preventivas como el uso de cubrebocas, protección ocular, además de mantener puertas y ventanas de las viviendas cerradas y sellarlas con trapos mojados en las rendijas.

Lo anterior, al advertirse que la capa de humo se mantendrá al menos en las próximas horas.

Anticipó que prevalecerá el monitoreo permanente del siniestro, de ahí el exhorto a la población a hacer uso de los números de emergencia en caso de alguna eventualidad mayor.

Por su parte, el Gobierno Municipal de Emiliano Zapata también alertó a los pobladores a tener calma en relación a la misma capa de humo que se concentra en ese municipio y convocó a atender con puntualidad la información oficial, sin hacer caso a rumores en torno a esta situación.

En Tepeapulco, la nube resulta menos visible; sin embargo, un incendio que consumió pasto seco sobre la carretera Pachuca-Ciudad Sahagún, generó también una capa de humo que no afectó a la población.

Por su parte, el presidente municipal de Zacatlán, Luis Márquez Martínez, señaló que el incendio que se ha extendido paulatinamente en las horas recientes ha alcanzado al menos 10 comunidades más, con un saldo de 40 hectáreas de pinos, arbustos y árboles adultos siniestrados.

El alcalde opinó que el fuego ya tocó zona urbana, por lo que se está en el conteo de las viviendas siniestradas, además de que valoran la situación de los cuantiosos espacios de traspatio que han sido consumidos por las llamas.

Aclaró que al momento no existen víctimas mortales, gracias a la rapidez de la evacuación que se ha tenido de al menos 35 familias en distintas comunidades.