Inicia el caminar de fieles difuntos; raíces huastecas

  – Entre copal, comida, música y cuadrillas de disfrazados, destacan importancia de realizar y rescatar esta tradición

DEL MICTLÁN HACIA HUEJUTLA

Staff Crónica Hidalgo

Desarrollaron la primera ofrenda previa al Xantolo 2022, en la comunidad Tlaltzintla. Este ritual, prácticamente, da inicio a la fiesta más importante de la Huasteca, y fue encabezado por el presidente municipal de Huejutla, Daniel Andrade Zurutuza, la presidenta del Sistema DIF, Carol Guadalupe Lara Flores, integrantes de la Asamblea, funcionarios, vecinos y autoridades de la localidad anfitriona.

Con un escenario lleno de misticismo, efectuaron el ritual propio de la tradición, iniciando en el panteón de la comunidad, el alcalde huasteco y su esposa ofrendaron a los fieles difuntos.

Ahí, Sotero Ramírez, director de Desarrollo Humano municipal, destacó la importancia de realizar, pero sobre todo, rescatar este tipo tradiciones.

Posteriormente, autoridades municipales, locales y gente de la comunidad se trasladaron hasta la explanada de la Iglesia del pueblo, donde personal de Cultura, apoyado por diversas áreas de la Presidencia Municipal, montó un gran altar en honor a San Miguel Arcángel.

El alcalde dijo que el legado que dejará su gobierno será que “tengamos un Huejutla turístico, un Huejutla que sea la capital de la cultura y el comercio”. Añadió que este año se espera un Xantolo familiar y espectacular. «En unidad, vamos a catapultar a Huejutla a todo el mundo».

ORIGEN

Una fiesta tradicional

Xantolo (del náhuatl: Xantolon, y este del latín: Sanctorum),​ o celebración del Día de Muertos, es una fiesta tradicional de origen prehispánico en honor a los difuntos que se celebra en la región de La Huasteca en México.

Esta celebración inicia normalmente año con año del 30 de octubre al 2 de noviembre en los pueblos que integran esta región, la cual abarca varios estados de la república como Hidalgo, Veracruz, Tamaulipas y San Luis Potosí. En ellos, las personas tienen la creencia de que, durante estos días, las almas de los difuntos regresan de manera invisible al mundo de los vivos, por lo cual es necesario recibirles con respeto.

El ritual implica la realización de grandes preparativos para recibir a los fallecidos