Lamentan que ley sea letra muerta

 Ambientalistas lamentan que en la mayoría de los establecimientos regresó el uso indiscriminado de plástico y unicel

Milton Cortés Gutiérrez

En el olvido la Ley de Gestión Integral de Residuos Sólidos, aprobada en la entidad el 23 de diciembre de 2016, luego de que artículos como bolsas de plástico, popotes y unicel circulan nuevamente.

Ambientalistas cognsideraron que el contexto vivido en los últimos dos años genera desinterés en las autoridades estatales y de los 84 municipios para dar continuidad a esta importante normativa, pues “por varios meses se luchó para concretar un ordenamiento de carácter estatal a fin de hacerlo cumplir cuanto antes, situación que sólo fue posible durante algunos meses”.

Por lo anterior, señalaron, sólo de manera temporal fue posible sacar de circulación en comercios, restaurantes tiendas de abarrotes, de autoservicio y otros establecimientos más, los artículos elaborados a base de plástico y unicel, lo que contribuyó ampliamente a la preservación del medio ambiente.

No obstante, esta ley únicamente existe en el papel porque en la mayoría de los establecimientos, excepto supermercados, han vuelto a la circulación todos los artículos elaborados con los materiales mencionados.

«Sentimos que las autoridades ya no le dieron la importancia debida a esta ley y que simplemente se dejó de sancionar a los establecimientos que hacían uso de dichos materiales; lo que resta es fortalecer de nueva cuenta este ordenamiento para así volver a tener un documento que sea de utilidad para el entorno medioambiental».

Añadieron que principalmente se debe tener atención en tiendas pequeñas de abarrotes, establecimientos de venta de comida, entre otros, en los que comúnmente se hace uso de los mismos, confiaremos en que a la brevedad podamos volver a tener vigencia en esta ley, que las autoridades de los 84 municipios se vuelvan a involucrar en su aplicación y evitemos que los materiales plásticos y de unicel vuelvan a afectar el contexto ambiental de los municipios.